Buscar
Cerrar este cuadro de b√ļsqueda.

#63 Entrevista al arquitecto chileno Pablo Allard en Espiral

Escuchame en:

Comparte en tus redes

ūüéß Escucha mi podcast aqu√≠ ūüĎá

Hola, hola, ¬Ņc√≥mo est√°s? Te doy la bienvenida al cap√≠tulo 63 de Espiral, tu podcast de literatura y creatividad. El invitado de hoy es Pablo Allard, un amigo y a quien admiro profundamente y es uno de los principales referentes en¬† c√≥mo mejorar las ciudades, hacerlas m√°s sustentables y reconstruirlas¬† cuando han sido devastadas por alg√ļn desastre natural. Pablo Allard es arquitecto de la Pontificia Universidad Cat√≥lica de Chile, Mag√≠ster en arquitectura y Doctor en estudios de dise√Īo de la Universidad de Harvard. Hoy es decano de la facultad de arquitectura de la Universidad del Desarrollo y uno de los fundadores del estudio de arquitectura Elemental, un proyecto que vino a revolucionar el concepto de vivienda social y del cual, Alejandro Aravena, otro de los fundadores, recibi√≥ el prestigioso premio Pritzker en el 2016. ¬†Pablo Allard adem√°s fue el coordinador nacional de Reconstrucci√≥n Urbana del Ministerio de Vivienda para el terremoto y tsunami del 2010 en Chile. √Čl adem√°s es de los pocos chilenos que ha tenido el honor de adjudicarse la catedra de Robert F. Kennedy del Centro de estudios latinoamericanos de la Universidad de Harvard y adem√°s es parte del directorio de Reforestemos Chile.

Pablo Allard fue uno de los fundadores del estudio de arquitectura ¬ęElemental¬Ľ
El arquitecto es parte del directorio de la fundaci√≥n ¬ęReforestemos Chile¬Ľ

A Pablo Allard lo conozco hace d√©cadas y siempre me ha impactado su visi√≥n y la pasi√≥n con que vive la arquitectura. Pero lo m√°s importante a√ļn es un ser humano excepcional. Fue en Boston que nos conocimos cuando √©l cursaba su doctorado en Harvard y yo viv√≠a en esa ciudad junto a mi marido y mi hijo mayor (que es un bostoniano, naci√≥ all√°). A lo largo de estos veintitantos a√Īos nos hemos ido encontrando en diferentes etapas de la vida y hoy nos une la inquietud de c√≥mo vivir mejor y a √©l lo apasiona la arquitectura a niveles impactantes. Conversamos¬† de temas vinculados a su exitosa carrera profesional pero claro, tambi√©n de libros y librer√≠as. Ambos nos fascina la tecnolog√≠a pero Pablo Allard vive con ella y la ocupa a fondo, es naturalmente una persona positiva que se aleja de las miradas dist√≥picas sobre el futuro.

Obviamente la pandemia y c√≥mo nos afect√≥ en nuestros trabajos fue uno de los temas centrales. El teletrabajo lo define como el ‚Äútercer lugar‚ÄĚ entre la casa y la oficina. Estos espacios pueden ser un cowork, un caf√©, una biblioteca y se redefinen para facilitar la manera en que trabajamos. 

Te invito a conocerlo en Espiral y conocer las preguntas que le hicieron Rodrigo Guendelman, Steve Reifenberg (gran amigo de Pablo) y de su hijo mayor que también se llama Pablo. Y con mucho sentido del humor respondió él cuestionario Espiral.

Recuento personal

Grabo estas palabras encerrada en un cl√≥set porque estoy en la playa. Aqu√≠ espero pasar la mayor parte de febrero. Los dos episodios anteriores de Espiral con Irene Vallejo fueron un hit y uno de los comentarios que m√°s emocion√≥ fue el de una amiga y fiel auditora, Judith Riquelme. Aunque cueste creerlo estoy delineando los talleres de lectura y creaci√≥n literaria que voy a dictar el primer semestre del 2022 sobre lectura. Me voy a lanzar con la aventura de los rusos, as√≠ pronto dar√© a conocer los autores y sus libros, ya encuentras toda la informaci√≥n en mi p√°gina web www.karencodner.com. Mi idea es comenzar a mediados de marzo y hacer un ciclo completo de ocho clases. Todas presenciales e igual como el a√Īo pasado ser√°n en Rita Roux. El de creaci√≥n literaria ser√° para j√≥venes y ese todav√≠a quedan un par de detalles pero ser√° a partir de los contenidos que aparecen en el ‚ÄúCuaderno de escritura‚ÄĚ que puedes comprar en mi p√°gina web www.karencodner.com


¡Atento! Pronto más información sobre mi próximo taller de lectura

Una gran novedad es que por fin pase a una etapa nueva con la novela y ahora está en manos de una editora profesional y con ello durante por lo menos la primera mitad del semestre estaré en revisión y relectura. Además estoy participando en un taller de lectura sobre Jorge Luis Borges, serán todos los lunes de febrero. Borges siempre ha sido un autor que me ha cautivado pero que me cuesta mucho leer consistentemente. De ahí que me inscribí y lo dicta una profesora argentina que se llama Soledad Arienza que trabaja en conjunto con la escritora Cecilia Maugeri.

¬ŅCelebras el d√≠a de los enamorados? Yo nunca le he dado mucha importancia, pero igual me gusta ver c√≥mo algunos lo hacen. Me acuerdo que para mis pap√°s era una fecha de regalo y de celebraci√≥n. Ahora te invito a escuchar la conversaci√≥n con Pablo Allard, que pasa por ser un hombre profundamente enamorado de su se√Īora.

Entrevista a Pablo Allard

KC: Hola Pablo, ¬Ņc√≥mo est√°s?

PA: Muy bien, Karen, encantado de estar ac√° en Espiral, un honor poder conversar contigo.

KC: El honor es m√≠o ¬Ņqu√© estabas haciendo antes de conectarte al Zoom?

PA: Varias cosas. Yo soy decano de la Facultad de Arquitectura y Arte de la Universidad de Desarrollo y estamos en pleno proceso de matrícula así que, corriendo de un lado para otro, viendo cuántos alumnos se han matriculado de los convocados, cuántos quedan por matricularse, es una semana bien intensa para nosotros, pero muy bonita.

KC: ¬ŅCu√°ntos alumnos entran por a√Īo?

PA: En arquitectura en Santiago aproximadamente ciento sesenta, en Concepci√≥n aproximadamente cincuenta. Esta es una facultad que ha crecido, yo soy decano hace diez a√Īos y el a√Īo pasado cumplimos treinta a√Īos, o sea, yo he tenido el privilegio de ser testigo del crecimiento de la facultad en un tercio de su historia. Y tenemos en total cerca de mil alumnos y cerca de ciento cincuenta, doscientos profesores, as√≠ que ya es un buque grande, y un buque grande, bien bonito porque tiene este balance entre Santiago y Concepci√≥n, muy diverso y en una disciplina – que es lo que yo trato de conversar con los postulantes, con los egresados, con mis amigos y con los apoderados – que tiene mucho para crecer. Por lo tanto, ese susto de que si la econom√≠a se contrae va a haber poca pega para los arquitectos o con la transformaci√≥n tecnol√≥gica qu√© va a pasar con la arquitectura, etc√©tera, la verdad es que todo lo contrario, es un campo profesional que se expande y se ampl√≠a cada vez m√°s, y lleno de oportunidades. As√≠ que contento con una facultad grande que se consolida y que, adem√°s, crece en complejidad tambi√©n porque no solamente est√° el pregrado, est√° el posgrado, est√° tambi√©n la investigaci√≥n.

KC: Y a ti que te gusta tanto pensar, porque aparte de ejecutar, te gusta pensar en c√≥mo evolucionan las ciudades ¬Ņhas pensado cu√°l va a ser el rol de las bibliotecas de aqu√≠ a cincuenta a√Īos? ¬Ņvan a existir o las vamos a tener que renombrar? ¬Ņo estamos a puertas de verlas morir?

PA: No, yo creo que, as√≠ como la radio no ha muerto, el cine no ha muerto, el libro no ha muerto, las bibliotecas tampoco, pero s√≠ se van transformando. Ya en los noventa, ochenta se hablaba de las ¬ęmediatecas¬Ľ donde aparte de las colecciones de libros, ya empezaban haber colecciones de videos, de m√ļsica, etc√©tera. Yo creo que al final -independiente de c√≥mo se llame – cada barrio, cada instituci√≥n, necesita tener un espacio f√≠sico que no solo sea el repositorio porque para eso est√°n los servidores en alguna isla no s√© d√≥nde, sino que tambi√©n sea un lugar para generar esas conexiones azarosas y accidentales que se dan entre informaci√≥n, intereses, expresiones culturales, y donde, precisamente, se produce la evoluci√≥n de las ideas del pensamiento y del arte y la cultura. Yo creo que siempre va a ser bueno que haya libros, que haya acceso a data, que haya acceso a artes visuales, a expresiones de medios en alg√ļn lugar f√≠sico reconocible como tal, en la ciudad o en tu barrio. Y en ese sentido, ll√°malo biblioteca, ll√°malo caf√© literario como en Providencia, que lamentablemente todav√≠a no se han podido recuperar despu√©s del vandalismo del 18 de octubre, pero que finalmente van evolucionando. Y as√≠ como tambi√©n las librer√≠as, uno podr√≠a decir que las librer√≠as van a seguir existiendo, obviamente las plataformas digitales como Amazon, etc√©tera, nos han hecho mucho da√Īo, ahora uno va a la librer√≠a se toma un caf√©, hojea el libro y despu√©s lo encarga por Amazon para no andar acarre√°ndolo, que es pecado mortal, porque los libreros a uno lo odian, pero hay que ser honesto, es m√°s pr√°ctico. Pero tambi√©n est√° la experiencia, la experiencia de darse un espacio, darse un tiempo. Hemos visto tambi√©n c√≥mo las librer√≠as han evolucionado y ojal√° las bibliotecas tambi√©n para poder tener un espacio para trabajar, tomarte un caf√©, etc√©tera. Y yo creo que en la ciudad post Covid, probablemente, se van a dar oportunidades para que aparezca esto que algunos llaman ‚Äúel tercer lugar‚ÄĚ que ya no es la casa ni la oficina. Con el triunfo del teletrabajo – para aquellos que pueden teletrabajar – con esta idea de que muchas empresas van a empezar a funcionar en turnos y las personas van a decir, ya no tengo que ir a la oficina pero en la casa tampoco estoy cien por ciento teletrabajando porque estoy compartiendo el wifi con los ni√Īos que est√°n en clase o pasan la aspiradora atr√°s m√≠o, entonces tengo que encontrar un tercer lugar y ese tercer lugar, que est√° a mitad de camino entre la casa y la oficina, puede ser un coworking, puede ser un caf√©, puede ser una biblioteca del siglo XXI, que sea un espacio donde t√ļ puedas trabajar, donde puedas tener acceso a informaci√≥n, donde puedas tomarte un caf√©, donde puedas interactuar y que, adem√°s, es un espacio de barrio donde empieza a surgir tal vez otra red de sociabilizaci√≥n que ya no son los amigos de la pega ni los amigos de la vida, sino que son los amigos del tercer lugar, los amigos del caf√©, etc√©tera.

Creo que hay una oportunidad muy linda ah√≠ de ir construyendo nuevos lugares para esta nueva realidad donde los libros van a estar siempre presentes porque aparte de la cosa t√°ctil, maleable, el olor, etc√©tera, nunca se te va a caer la se√Īal del libro, nunca se te va a apagar, nunca se te van a acabar las bater√≠as del libro.

Yo te diría que hay una especie de cierto compromiso cultural con ciertos medios o plataformas que ya están instalados, es como el óleo, el acrílico o ciertas técnicas artísticas que más allá de que hoy en día puedes hacer todo en Photoshop e impresión digital, igual van a seguir existiendo porque hay una relación con el medio, con la fenomenología de la experiencia de leer un libro, o una revista, o de pintar un cuadro, o de sentir el olor del óleo y la trementina, que no te lo va a dar el medio digital y que cada vez va a ser más valorado porque son experiencias inmersiva.

KC: ¬ŅLees en papel?

PA: Leo mucho en papel, pero claro trabajo en digital, entonces, al final, qué porcentaje de la tipografía que ingresa a mi cerebro es digital y cuál es impresa, yo creo que obviamente hoy en día debe ser un 80% digital, el 20% impresa. Pero cuando yo quiero leer, trato de leer en papel. O sea, tengo Kindle pero lo uso poco, me gusta más el papel.

KC: Si pusi√©ramos a Pablo al Allard en el a√Īo ochenta y tanto, cuando ingresaste a Lo Contador, en arquitectura de la Universidad Cat√≥lica trabajabas con maquetas, ¬Ņqu√© era lo digital en ese entonces? ¬Ņexist√≠a lo digital?

PA: Yo siempre digo, soy testigo privilegiado de muchas cosas notables que se han dado en la historia reciente de arquitectura en Chile y una de ellas fue la transformaci√≥n digital. Yo ingres√© a la universidad el a√Īo ochenta y ocho y todav√≠a no hab√≠a correo electr√≥nico, nosotros todo lo dibuj√°bamos a mano y lo dibujamos con r√°pidograph, que eran unos l√°pices especiales con tinta china, sobre papel de diamante que se borraba con Gillette, yo le digo a mis alumnos ahora: ‚Äúyo ten√≠a que borrar con gillette‚ÄĚ, y me miran y me dicen ¬Ņqu√© es una gillette? porque ya no existen las hojas de afeitar gillette, ahora existen las m√°quinas desechables, ya ni siquiera la analog√≠a que yo usaba para explicarles, la entienden. Me toc√≥ si, durante la carrera la primera llegada de los sistemas de dise√Īo asistido por computador, los CAD. Por ejemplo, los primeros dibujos que yo hice por computador, todav√≠a no exist√≠a el mouse, entonces yo ten√≠a que ingresar las coordenadas, ten√≠a que decir dibujar l√≠nea de la coordenada 0,5 en X a la cero como tanto, en Y y en Z, pum y tiraba la l√≠nea. Entonces era m√°s lento que patada en la luna porque era una cosa lent√≠sima y s√ļper compleja, y los procesos super lentos. Y con las maquetas lo mismo, las maquetas eran todas f√≠sicas, hechas a mano.

Pero lo bonito es que se empez√≥ a dar, en el proceso de surgimiento de la transformaci√≥n tecnol√≥gica y digital, un mont√≥n de, por as√≠ decirlo, coincidencias virtuosas que han ayudado mucho a la arquitectura y a las industrias creativas ¬Ņpor qu√©? y esto es muy bonito, yo tengo un amigo que hizo el doctorado en Harvard que es Pau de Sol√°-Morales que su tesis doctoral la hizo sobre c√≥mo Windows y el sistema operativo de Mac utilizaron como analog√≠a, para poder hacer m√°s tangible el mundo digital, el mundo espacial arquitect√≥nico porque Windows es una ventana que es un objeto arquitect√≥nico, un portal web es una puerta de entrada hacia otras habitaciones, t√ļ vas pasando por distintas instancias. El sistema Mac OS, el Mackintosh – que despu√©s fue copiado por Microsoft, que en realidad fue desarrollado por Xerox – r√©plica un escritorio, con carpetas.

La forma que los sistemas operativos utilizaron para hacerse más amigables con los usuarios eran analogías espaciales, entonces son muy naturales a la arquitectura porque finalmente son espacios virtuales pero que tienen una relación con los recorridos, con la jerarquía de los espacios, con espacios más funcionales, espacios servidos, etcétera. Entonces el mundo digital, conceptualmente, es muy parecido a la arquitectura. De hecho, a mí cuando me toca estar en reuniones con ingenieros de IBM o de Google en su tarjeta dice data architect y les digo eres arquitecto, no es que yo hago la arquitectura del algoritmo de la programación. Se dio muy natural la relación entre la transformación tecnológica y digital, y los conceptos arquitectónicos de espacio, secuencia, jerarquía, etcétera. Y eso ha hecho muy fácil esta transformación.

Y, por otro lado, tambi√©n, obviamente comenzaron a surgir nuevas tecnolog√≠as, gracias al Photoshop ya no era necesario dibujar, sino que uno pod√≠a hacer fotomontajes de c√≥mo pod√≠an quedar los proyectos, y de modelaci√≥n, 3D Studio y todos los que han surgido ahora, t√ļ puedes hacer una maqueta virtual del proyecto, recorrerlo, puedes modelar qu√© consumo energ√©tico va a tener, si haces m√°s grandes las ventanas o m√°s chicas.

KC: Pero hoy en día un cabro que entra ya no trabaja como yo me acuerdo, antes trabajaban en maqueta física, creando un plano.

PA: No, lo siguen haciendo igual.

KC: Ah, el taller pr√°ctico lo siguen haciendo.

PA: Siguen cort√°ndose los dedos y trabajando con palitos y cosas, lo que pasa es que han ido surgiendo nuevas tecnolog√≠as que te facilitan maquetear estructuras m√°s complejas. O sea, nosotros ahora tenemos impresoras 3D que te pueden hacer estructuras que son paraboloides hiperb√≥licos que son muy dif√≠ciles de hacer con palitos, tienes impresoras l√°ser que te permiten cortar con mayor precisi√≥n la forma de los palitos que quieres pegar. Al final es un poco como el mundo post Covid, que no es ni digital ni f√≠sico, sino que es h√≠brido. Yo te dir√≠a que tambi√©n la producci√≥n de arquitectura, en cuanto a su concepci√≥n, dise√Īo y finalmente construcci√≥n, tambi√©n es h√≠brida. Vamos a seguir siempre teniendo una aproximaci√≥n m√°s fenomenol√≥gica a la materia, a lo tangible, a ir probando con maquetas, con materiales, etc√©tera y tambi√©n la posibilidad de ir verificando, precisando, ajustando y calibrando con las herramientas digitales. Y eso es muy bonito porque le da un cierto grado de permanencia y vigencia a la arquitectura, que tambi√©n es muy propia de las industrias creativas.

Yo creo que si hay algo que se ve√≠a como amenaza de la transformaci√≥n digital es que iba a reemplazar o iban a desaparecer muchas profesiones, por ejemplo, los radi√≥logos, que son m√©dicos valios√≠simos porque comparan los esc√°neres y ven si tienes una masa aqu√≠ o all√°, hoy en d√≠a hay computadores que con inteligencia artificial te pueden revisar en dos segundos, millones de radiograf√≠as o de esc√°neres y detectarte efectivamente el diagn√≥stico con mucha m√°s precisi√≥n. Los contadores auditores, los choferes, los agentes de viaje, hay muchas profesiones que van a empezar a desaparecer, ciertos procuradores legales que tienen que revisar y comparar contratos, ahora todo eso se puede hacer con inteligencia artificial, pero las industrias creativas, al igual que las ciencias de la vida, la psicolog√≠a, son dif√≠ciles de reemplazar por un bot, por un algoritmo porque tiene un cierto grado de certeza, porque hay que construirlo, porque hay que vivirlo, porque hay especificaciones t√©cnicas, pero siempre tienen ese aspecto creativo de la experiencia, de lo tangible, de lo t√°ctil, de la belleza, que no lo va a reemplazar un robot. Entonces, en ese equilibrio, en esa hibridaci√≥n, yo creo que la arquitectura junto con el dise√Īo, la ingenier√≠a, las artes, son disciplinas que se ven potenciadas m√°s que amenazadas por la transformaci√≥n digital. Pero nunca vamos a dejar atr√°s tampoco – un poco lo que habl√°bamos antes con los libros – de reconocer que nuestro origen est√° en tocar la vida de las personas, acoger y darle hogar a las actividades de las personas, y eso es una experiencia f√≠sica, sensorial que nunca va a poder ser reemplazada por lo digital.

KC: Pablo, ¬Ņy t√ļ conoces lo que es el metaverso?

PA: A ver así que lo conozco y que estaba ahí, estoy metido.

KC: No, pero me imagino que sabes un poquito.

PA: Mira, estamos todos alerta, estamos todos interesados y es probablemente la próxima gran transformación que se viene.

KC: Si nos puedes explicar en palabras sencillas qué es metaverso, que incluso es poético.

PA: Me toc√≥ entrar a este tema del metaverso precisamente por un tema disciplinar, y es que otra de los grandes aportes que ha hecho la transformaci√≥n tecnol√≥gica y digital a la arquitectura, al urbanismo, etc√©tera, es el surgimiento de los sistemas de informaci√≥n geogr√°fica ¬Ņqu√© son los sistemas de informaci√≥n geogr√°fica? B√°sicamente la posibilidad de territorializar en un mapa, data o informaci√≥n de m√ļltiples fuentes de origen. Me explico, yo s√© que este programa es grabado en audio, pero atr√°s m√≠o hay un mapa de Santiago que tiene manchas de colores y esas manchas de colores corresponden a los grupos socioecon√≥micos predominantes por manzana. O sea, yo tengo un mapa que es un dibujo del territorio, una representaci√≥n del territorio, pero que tiene, adem√°s, agregada una capa de informaci√≥n y es los grupos socioecon√≥micos predominantes por manzana, por lo tanto, d√≥nde vive la gente ABC1,C2, C3, etc√©tera, eso es una metadata porque en el fondo yo tengo un mapa que tiene una data extra que si yo le hago clic me la representa en ese lugar. Y cuando estaba en Estados Unidos haciendo mi m√°ster y doctorado, y empezamos a meternos en el sistema de informaci√≥n geogr√°fica, se hablaba de la metadata, ¬Ņqu√© era la metadata? era b√°sicamente que si yo tengo un mapa y pinchaba aqu√≠ en Providencia con Lyon, me surg√≠a toda la metadata, entonces dec√≠a, ya aqu√≠ viven tantas personas, aqu√≠ la norma permite tal altura, aqu√≠ en este punto el n√ļmero de accidentes de tr√°nsito es tal, la congesti√≥n es tal, es toda la data que est√° detr√°s de esa representaci√≥n f√≠sica que era el mapa, y se llama meta porque est√° subyacente. Entonces, cuando uno empieza a ver que una vez que se masifica y se globaliza las nuevas tecnolog√≠as, las redes sociales, el Internet, etc√©tera, y que todos nosotros tenemos un sensor en nuestros bolsillos que son nuestros celulares o smartphones, al final somos grandes generadores de data y esa data que est√° disponible para muchos a partir del momento en que aceptamos bajar la aplicaci√≥n o aceptamos el contrato sin leerlo y todas estas cosas, esa data en manos de gente que las sabe trabajar, se puede convertir en informaci√≥n muy valiosa para la toma de decisi√≥n. De hecho, en una conversaci√≥n tiempo atr√°s con el CEO de IBM en Chile, √©l dec√≠a que la data va a ser el petr√≥leo del siglo XXI, aquellos que sepan extraer la data y convertirla en informaci√≥n para la toma de decisiones, van a ser los que van a liderar. 

Volviendo a qu√© diablos es el metaverso, el metaverso es la capacidad que est√°n desarrollando algunas empresas de tecnolog√≠a – particularmente Meta (ex Facebook), Alphabet que es Google u otras m√°s – de captar, ordenar, procesar a trav√©s de inteligencia artificial, Machine Learning, etc√©tera, toda esa multiplicidad de data que existe dando vuelta y representarla de forma tal que te permita tener experiencias, o acceder a bienes o servicios virtuales que satisfagan tus necesidades. En otras palabras, la posibilidad de trasladarme a un lugar virtual donde yo pueda tener esta conversaci√≥n contigo y al mismo tiempo estar en un ambiente grato.

La verdad es que es infinita la potencia que tiene esta cosa del metaverso, pero como te dec√≠a antes, nunca va a reemplazar el aspecto f√≠sico de la vida, que es lo fenomenol√≥gico, lo sensorial. Cu√°ntas veces hemos visto toda esta idea de que vamos a tener anteojos especiales que nos van a permitir, a trav√©s de realidad virtual, recorrer los edificios, etc√©tera, eso existe, s√ļper bien, pero no te reemplaza vivir en un edificio bonito o estar en un edificio bello, simplemente es una representaci√≥n. O estas m√°quinas que est√°n desarrollando para que la gente pueda t√°ctilmente interactuar, pero que finalmente igual es un guante de pl√°stico que transfiere o transmite los movimientos de tu mano, a la distancia, al otro lado, pero no va a ser igual que un abrazo. Por lo tanto, yo creo que todav√≠a falta mucho para que este metaverso pueda efectivamente convertirse en un universo paralelo. Ahora, de que vamos a llegar eventualmente a ellos, s√≠, pero eso ya depende m√°s de las neurociencias y de c√≥mo a partir de la otra empresa de Elon Musk que est√° instalando chips con neuro terminales en los cerebros y cosas, pueden empezar a estimularse la experiencia m√°s fenomenol√≥gica y sensorial ya de manera m√°s real, pero hasta ahora son representaciones. Es un poco, como yo me acuerdo en los ochenta, noventa, que estaba este juego de los Sims que eran una familia que viv√≠a en una ciudad o Sim City que t√ļ ibas armando una ciudad y era como un poco lo mismo, pero claro, con mucha m√°s informaci√≥n, mucha m√°s data y sobre todo mucho m√°s poder.

KC: Claro, la diferencia es que nosotros somos los personajes principales y no unas caricaturas.

PA: O sea, no s√© si somos los personajes principales o somos los consumidores o somos las ovejas. Yo no soy muy dado a las teor√≠as de conspiraci√≥n, pero es cosa de ver, c√≥mo han penetrado las redes sociales en las nuevas generaciones y c√≥mo les afectan el estado de √°nimo y c√≥mo les va llegando la informaci√≥n. Imag√≠nate eso en un ambiente m√°s inmersivo, donde adem√°s de acceder a esa informaci√≥n, van a poder ver de manera distinta, les van a llegar en cosas que no han pedido pero que si han deseado. Va a ser bien interesante.

KC: ¬ŅNo te da susto, no le tienes temor?

PA: No, para nada, al contrario, me produce una curiosidad enorme. Y creo que adem√°s abre un mont√≥n de oportunidades y de posibilidades enormes para la humanidad. 

KC: Varias veces te has referido a lo que son las ciudades circulares. Logro imaginarme el concepto, pero no sé si estoy en lo correcto.

PA: No es que sean ciudades redondas, para nuestros auditores, no es eso. Tiene que ver con el concepto de la econom√≠a circular, que es un concepto que viene desarrollado desde hace unos a√Īos ya, William Mcdonough y otras personas que plantean que ya no basta con enfrentar los desaf√≠os del cambio clim√°tico a trav√©s del reciclaje, la reducci√≥n o la reutilizaci√≥n sino que hay que tratar de encontrar lo que ellos llaman upcycle ¬Ņpor qu√©? porque b√°sicamente el reciclaje lo que hace molecularmente es que te agarra una botella de pl√°stico, te la muele, te la derrite y te la convierte en un plato pl√°stico en su segunda vida y despu√©s, ese plato pl√°stico se muele, se derrite y se convierte en una banca en una plaza que est√° hecha con materiales de pl√°stico y despu√©s ya se degrada y no hay caso. Ellos hablan del upcycle, ver c√≥mo un producto o un objeto tal vez puede tener en una segunda vida, no necesariamente ir degrad√°ndose molecular y f√≠sicamente, sino que, ganando valor, y c√≥mo, por ejemplo, una botella pl√°stica PET puede despu√©s de ser upcycleada convertirse en un textil de alta gama para una zapatilla tecnol√≥gica. Entonces de una botella pasaste a ser una zapatilla Nike de mucho m√°s valor, y que al mismo tiempo utilizas muchas botellas para esas zapatillas y, por lo tanto, vas reduciendo la huella de esa botella. De ah√≠ surge esta idea de la ‚Äúcuna a la cuna‚ÄĚ, o sea que los productos una vez que nacen, vuelvan a nacer y no vayan muriendo. De ah√≠, entonces, viene esta idea de la circularidad, de ver qu√© procesos m√°s all√° de los productos o de los excedentes de ciertos procesos d√≥nde se pueden encontrar sinergias entre distintas funciones urbanas, y ah√≠ se empieza a dar esta cosa de la circularidad. Te voy a poner ejemplos de circularidad que ya se est√°n dando en Chile: la caca. Santiago desde hace veinte a√Īos est√° con un plan maestro de infraestructura sanitaria, que deriv√≥ en la construcci√≥n de varias plantas de tratamiento de aguas servidas, la m√°s grande de Latinoam√©rica, es La Farfana en Maip√ļ y es una planta gigantesca donde va la caca de casi todos nosotros y es procesada, finalmente esa agua se entrega limpia al r√≠o Mapocho- Maipo, se puede regar lechuga, etc√©tera, y los lodos se trasladan a otro lugar, entonces las aguas servidas son tratadas. Pero ¬Ņqu√© pas√≥? ese tratamiento y esos lodos generaban olores, porque las aguas servidas vienen con fermentaci√≥n y generan gas, gas metano, no s√© qu√© gas y los vecinos de La Farfana comenzaron a alegar por los olores cuando cambiaba el viento y de repente, alguien se da cuenta que esos olores son biog√°s y deciden generar una tecnolog√≠a para ponerle una especie de carpa encima a esta cuesti√≥n y capturar todo ese biog√°s, procesarlo y convertirlo en gas combustible para la ciudad. Y hoy en d√≠a, cerca de diez mil hogares de Maip√ļ cocinan, se calefaccionan y se ba√Īan con agua caliente proveniente de biog√°s capturado por la planta de tratamiento de aguas servidas. Entonces, lo que era un excedente negativo, lo que era un desperdicio que, adem√°s, generaba problemas, hoy en d√≠a, reemplaza la necesidad de traer combustibles f√≥siles, baja la huella de carbono, sale m√°s barato y se empieza a dar esta circularidad, donde lo que era el desperdicio de una actividad se convierte en el input o insumo para otra.

Y si vamos as√≠, buscando oportunidades de circularidad, eventualmente hacemos que se reduzca la huella de carbono en la ciudad, que se reduzcan los conflictos, por as√≠ decirlo, porque ya la gente no est√° molesta por tener una red de tratamiento de agua, y se empieza a producir esta simbiosis urbana. Hay muchas ciudades en el mundo que est√°n tratando de encontrar esta simbiosis, por ejemplo, en Constituci√≥n, ac√° en Chile, la planta de celulosa Arauco que est√° en pleno Constituci√≥n su l√≠nea de producci√≥n genera un mont√≥n de vapor, y resulta que despu√©s del tsunami, se reconstruy√≥ todo el borde fluvial del r√≠o Maule, y se hizo una piscina p√ļblica y esa piscina p√ļblica se calefacciona con el excedente de calor de la planta de Forestal Arauco.

KC: ¬ŅCu√°l es tu ciudad modelo?  la ciudad que t√ļ dices ‚Äúesto me gustar√≠a cuando sue√Īo en una ciudad‚ÄĚ, esta es la que Santiago o cualquier ciudad de Chile deber√≠a aspirar.

PA:  Ay, es dif√≠cil porque tiene que ver con muchos factores, no solamente factores f√≠sicos o arquitect√≥nicos, sino que tambi√©n emocionales y culturales. Y, tambi√©n modelo de qu√©, porque hay ciudades que son modelos de eficiencia en proveer servicios, otras que son modelos en todo lo que es la cultura y el patrimonio, otras que son modelos del punto de vista de la integraci√≥n social o en el tama√Īo, pero si yo te cambio la pregunta a una respuesta ¬Ņen qu√© ciudad me gustar√≠a vivir, probar vivir? me encantar√≠a vivir en Copenhague, la conozco, me fascina, he le√≠do mucho, creo que es una ciudad muy interesante, pero no la he vivido. Creo que es una ciudad que tiene un muy buen balance entre tama√Īo, diversidad e infraestructura, calidad de vida, etc√©tera. Me gustar√≠a probar esa.

KC: ¬ŅY ves posible poder probarla?

PA: Difícil porque no hablo muy bien danés, pero tengo contactos, tengo amigos. Pero la verdad es que mi lugar está acá en Chile, para qué te voy a mentir, Karen, nosotros,

mi familia hemos vivido más de un tercio de nuestras vidas fuera de Chile, en ciudades maravillosas, pero yo todavía siento que mi lugar está acá en Santiago. Es una ciudad gloriosa y con una cantidad de oportunidades enormes, oportunidades de mejora gigantesca. Dificulto poder dejar de vivir en Santiago, no es la ciudad ideal.

KC: Y cuando est√°s inserto en el smog, en los meses de invierno, que es oscura, sucia, contaminada.

PA: M√°s ganas me dan de buscar soluciones para que no siga siendo as√≠. Y, de hecho, para all√° vamos. Yo creo que lo que vamos a vivir los pr√≥ximos a√Īos con la descarbonizaci√≥n de la matriz energ√©tica de nuestro pa√≠s, va a generar un cambio radical.

A mí me tocó estar en el Comité de la Nueva Política Energética Nacional y los compromisos que se vienen son impresionantes, realmente de aquí al 2050 va a cambiar mucho el tema de la contaminación ambiental en Chile, de todas maneras.

KC: Pablo, t√ļ eres una gran voz en el tema de reforestaci√≥n, estuviste vinculado a un proyecto en la Patagonia tambi√©n ¬Ņde d√≥nde nace est√° inquietud?

Con una visi√≥n m√°s ecologista ¬Ņcu√°ndo la ecolog√≠a comenz√≥ a ser parte de tus prioridades? Porque eres director de Reforestemos Chile.

PA: S√≠, yo soy director de la Fundaci√≥n Reforestemos. Cuando uno estudia arquitectura de las primeras cosas que uno tiene que tomar conciencia es del impacto que generas t√ļ en el territorio porque finalmente las edificaciones, las ciudades son intervenci√≥n humana sobre el territorio del paisaje natural, y por eso yo digo que el rol del arquitecto tiene que ser muy sensible a mediar entre el medio ambiente natural y el medio ambiente construido para que se d√© en armon√≠a. Siempre desde los primeros a√Īos de la carrera, cuando yo estudi√©, y tambi√©n a los estudiantes que ahora estudian con nosotros en arquitectura en la UDD (Universidad del Desarrollo), los exponemos a una sensibilidad, a un cuidado, a un respeto hacia la naturaleza y hacia el territorio porque sabemos, adem√°s, que es un bien escaso y amenazado, y que nosotros somos corresponsables de su cuidado, sobre todo porque vamos a estar dise√Īando intervenciones humanas en esos territorios.

Siempre digo que cuando empec√© a tomar m√°s conciencia concreta de ello, fue cuando hice mi m√°ster y mi doctorado en Harvard, donde tuve la suerte de tener profesores impresionantes, espectaculares, que son eminencias mundiales en los temas de conservaci√≥n, estoy hablando de Richard Forman, de Jones and Jones, de gente que realmente ha llevado la investigaci√≥n y el desarrollo de los temas, de los principios de ecolog√≠a del paisaje y la conservaci√≥n a otro nivel. Y si bien yo soy urbanista, fue a trav√©s precisamente del urbanismo que ca√≠ en Ays√©n y en la Patagonia, y te dir√≠a que mi llegada, mi especie de epifan√≠a con Ays√©n fue en el a√Īo 2008 con la erupci√≥n del volc√°n Chait√©n. Yo estaba a cargo del Observatorio Ciudades de la Universidad Cat√≥lica, una especie de consultora de investigaci√≥n aplicada de la Facultad de Arquitectura, y entra en erupci√≥n este volc√°n que muchos ignoraban, un volc√°n muy violento que oblig√≥ a evacuar a m√°s de cinco mil familias de la zona de riesgo, y si bien la evacuaci√≥n fue impecable y se relocaliz√≥ a las familias y se les dio todo un apoyo, resulta que no se sab√≠a qu√© iba a pasar con la ciudad y el volc√°n segu√≠a en erupci√≥n, entonces ah√≠ es donde nosotros por intermedio de las autoridades de la universidad, finalmente somos convocados para coordinar y liderar una fuerza de tarea para evaluar escenarios de reconstrucci√≥n o relocalizaci√≥n de Chait√©n posterior a la erupci√≥n. Ah√≠ comenc√© a viajar a Palena, comenc√© a viajar no solo a Chait√©n, sino que tambi√©n a visitar las distintas localidades donde hab√≠an sido, por as√≠ decirlo, trasladadas las familias: Palena, Villa Santa Luc√≠a, la Junta, Futaleuf√ļ, Caleta Gonzalo. Y ah√≠ me enamor√© de la Patagonia chilena, y si bien fue un trabajo bien complejo y duro, porque finalmente te dir√≠a que ha sido uno de los grandes fracasos virtuosos en mi vida profesional, porque la recomendaci√≥n final era que Chait√©n no era viable en su localizaci√≥n original, que hab√≠a que trasladarla a Santa B√°rbara y se iniciaron todas las obras para trasladarla a Santa B√°rbara, vino el terremoto del 2010 y claro, nos demoramos tanto en hacer el traslado que el terremoto cambi√≥ las prioridades y finalmente la gente volvi√≥ a Chait√©n, y hoy en d√≠a est√° en una situaci√≥n muy precaria, desde el punto de vista de la seguridad y del riesgo.

KC: Pablo, vamos a pasar ahora a la segunda parte de la entrevista.

Ahora vengo con un cuestionario Espiral.

KC: ¬ŅCu√°l es tu idea de la felicidad?

PA: La paz del hogar, estar en mi casa con mis ni√Īos, mi familia y mi se√Īora en paz.

KC: ¬ŅTu mayor miedo?

PA: El c√°ncer infantil.

KC: ¬ŅLo que m√°s te molesta de ti mismo?

PA: Mi incapacidad de decir que no.

KC: ¬ŅEn los dem√°s?

PA: El resentimiento y la traición.

KC: ¬ŅA qu√© escritor vivo admiras?

PA: Wow, paso.

KC: Y si es de arquitectos, ¬Ņa qui√©n admiras?

PA: Arquitecto vivo, a Norman Foster.

KC: ¬ŅY que haya fallecido?

PA: Richard Rogers.

KC: Que falleci√≥ reci√©n ¬Ņno?

PA: Sí, hace unas semanas atrás.

KC: ¬ŅHoy en la ma√Īana qu√© desayunaste?

PA: Un bowl de cereal con sandía y un café.

KC: ¬ŅAgenda de papel, electr√≥nica o ninguna de las anteriores?

PA: Ambas. Tengo la electr√≥nica en mi tel√©fono y una Moleskine que me acompa√Īa para todos lados, que es para notas m√°s que agenda.

KC: ¬ŅCu√°l es tu mayor vicio?

PA: La arquitectura.

KC: ¬ŅCu√°ndo mientes?

PA: Cuando tengo miedo.

KC: ¬ŅQui√©n ha sido tu mayor influencia en la vida?

PA: La Ale, mi se√Īora.

KC: ¬ŅPor qu√©?

PA: Porque me ha liberado y me ha ense√Īado lo que es el amor.

KC: ¬ŅAyer te sentiste feliz cu√°ndo?

PA: Cuando llegué a la casa, fue un día duro ayer y me hizo bien estar con ella.

KC: Antes de acostarte, siempre.

PA: Le doy un beso.

KC: ¬ŅC√≥mo es un t√≠pico d√≠a tuyo?

PA: Mis d√≠as son bien at√≠picos, no tengo mucha rutina. Pero bueno, por lo general me levanto a las 7-7:30, trato de hojear el diario tomando el desayuno y de ah√≠ me voy a la Universidad por lo general. En la universidad planifico el d√≠a, tengo varias reuniones, antes eran f√≠sicas, ahora en Zoom. Me mov√≠a mucho, ahora me muevo menos y trato de pasar por la oficina tambi√©n, al menos unas tres veces a la semana, f√≠sicamente digamos. Regreso a la casa entre 7:30 y 8:00 para poder estar con la familia y darme alg√ļn espacio tambi√©n para el ejercicio, y distraerme un poco. Pero es una jornada laboral como todas, pero muy intensa y muy diversa, todos los d√≠as son distintos, bien poco rutinaria.

KC: ¬ŅT√©, caf√© o agua?

PA: Café, adicto.

KC: ¬ŅAz√ļcar, endulzante o nada?

PA: Endulzante y mucho, lo que no es muy sano.

KC: ¬ŅCerveza, blanco, tinto, champ√°n o bebida?

PA: Bebida.

KC: ¬ŅInstagram, Facebook o Twitter?

PA: Twitter.

KC: ¬ŅLo que m√°s te inspira?

PA: La belleza.

KC: ¬ŅTheo Jansen es?

PA: Un genio, para los que no lo conocen es un escultor que hace escultura cinética impresionante.

KC: ¬ŅIr a un concierto de Gorillaz con tu hijo?

PA: Es una experiencia memorable que hasta el día de hoy la atesoramos.

KC: ¬ŅHas sentido odio?

PA: Me cuesta mucho.

KC: ¬ŅQu√© te hace enojar?

PA: La mentira, la traición, el resentimiento.

KC: ¬ŅSelfies?

PA: Pocas, solo familiares y no las publico mucho.

KC: ¬ŅQu√© es lo m√°s extravagante que has hecho?

PA: Pucha, no me acuerdo, soy tan perno que como que no sé qué cosa extravagante podría haber hecho que me arrepiento.

KC: Se dice que es un 99% de trabajo y 1% de inspiraci√≥n ¬Ņqu√© opinas?

PA: Yo le agregaría en un poquito más de inspiración, yo creo, y vocación también.

KC: Tres consejos para arquitectos que comienzan.

PA: No tengan miedo en experimentar, aprendan de sus errores y est√©n siempre conscientes de que es un privilegio y un poder enorme poder dise√Īar mejores futuros para todos sus clientes, sus comunidades y sus barrios, etc√©tera. Es una pega demasiado linda.

KC: Tres aciertos que has cometido como arquitecto.

PA: Me siento muy orgulloso de haber sido testigo de la creación de Elemental, de la construcción del Parque Inundable Víctor Jara y de haber colaborado en el proceso de reconstrucción de ciento cincuenta ciudades y pueblos después del terremoto y tsunami del 2010.

KC: ¬ŅY tres errores?

PA: Como arquitecto, haber desestimado la importancia del arraigo y la necesidad de movilizar más rápido la maquinaria burocrática en el caso de Chaitén, no haber valorado la importancia de la contención y la articulación política en algunos casos en la reconstrucción del 27F. Eso por ahora, dos, no veo más.

KC: Si volvieras el tiempo atr√°s ¬Ņqu√© har√≠as distinto?

PA: Tal vez habría aprovechado una oportunidad que se me dio de trabajar en Nueva York y que la desechamos para viajar cuando éramos jóvenes con la Ale. El viaje fue alucinante, pero claro, no puedo decir que viví en Nueva York y puede haber sido una experiencia alucinante haber vivido y trabajado en Nueva York. Pero ese es como un arrepentimiento chico, no es tan grave.

KC: ¬ŅC√≥mo te relajas?

PA: Leyendo sobre arquitectura, estando con mis hijos y con la Ale, la verdad es que no soy muy exigente. Y ahora √ļltimo, he aprendido a ver series, lo que es muy entretenido tambi√©n, pero acompa√Īado, no solo.

KC: ¬ŅTienes un hobby?

PA: La arquitectura.

KC: ¬ŅDios, meditaci√≥n o nada?

PA: Tratando de aprender a meditar.

KC: ¬ŅFama, dinero o ambas?

PA: Integridad y tranquilidad, que en cierta medida se construyen también en base a fama, o no sé, más que ser famoso, a mí me enorgullece y me tranquiliza tener prestigio, pero un prestigio ganado, no comprado. Ser respetado.

KC: ¬ŅEn tu velador qu√© libros tienes?

PA: Ahora tengo dos que muestran un poco la bipolaridad de mi vida, tengo la biograf√≠a de Humboldt, ¬ęLa invenci√≥n de la naturaleza¬Ľ y que me ha costado terminarlo, pero me fascina, porque adem√°s yo me cr√≠e en Venezuela y parte importante de los viajes de Humboldt fueron ah√≠. Y por el lado m√°s de entretenci√≥n, tengo el nuevo de la Tere Undurraga, ¬ęLas ni√Īitas bien, no usan bikini, linda¬Ľ que tambi√©n lo empec√©. Ah√≠ est√°n los dos en el velador y muchas revistas y libros de arquitectura que acompa√Īan esa lectura.

KC: ¬ŅCu√°l es tu mayor virtud como profesor?

PA: El entusiasmo, transmitir entusiasmo y pasión por la arquitectura.

KC: ¬ŅY como jefe?

PA: El respeto, la humanidad.

KC: Pablo tienes un tweet fijado en tu Twitter, que es ¬ęel sol que cambi√≥ mi infancia, me priv√≥ de todo resentimiento¬Ľ, Albert Camus.

PA: El sol que iluminó.

KC: Ilumin√≥, perd√≥n, yo puse que cambi√≥, ¬ęel sol que ilumin√≥ mi infancia, me priv√≥ de todo resentimiento. Albert Camus, ¬Ņpor qu√©?

PA: Eso tiene que ver tambi√©n con la foto que acompa√Īa el tweet fijado -¬ęel sol que rein√≥ sobre mi infancia¬Ľ – porque esa es una foto cuando yo ten√≠a seis meses con mi mam√° en el aeropuerto de Cerrillos, el a√Īo sesenta y nueve cuando part√≠amos a vivir a Venezuela y ese sol es mi mam√°. Ella para m√≠ fue algo muy importante, una mujer artista, una mujer brillante, muy inteligente que despert√≥ y potenci√≥ toda mi sensibilidad art√≠stica, pero al mismo tiempo tambi√©n reforz√≥ mi personalidad, reforz√≥ mi car√°cter, es a quien le debo en gran parte de lo que soy, junto a mi padre tambi√©n y a la Ale, y a un mont√≥n de gente que ha sido importante en mi vida. Pero en mi infancia ese sol que era mi mam√°, ese sol que fue mi infancia en Venezuela, ese sol que brill√≥ hace que me cueste tener enemigos, que me cueste pelear, por eso te digo que si hay algo que a m√≠ me molesta es la traici√≥n, el resentimiento, creo que la vida en comunidad, el poder de co-construir y coexistir es algo tan potente, tan bonito que no podemos quedarnos pegados en las odiosidades, en la envidia, en la mala onda. Entonces lo dej√© ah√≠ fijado para que la gente entienda que de d√≥nde vengo yo por lo menos, resentimiento y mala onda y eso no est√° en m√≠. En la biograf√≠a de mi colegio me pusieron el ¬ęnunca quedas mal con nadie¬Ľ, soy muy conciliador parece.

KC: En ese sentido, estamos en febrero y esta entrevista va a salir en febrero Рsi D-os quiere Рtu padre conoció el amor después de los ochenta.

PA: As√≠ es, incre√≠ble. Mi madre la de la foto de Twitter, falleci√≥ hace cinco a√Īos, mi padre y ella eran s√ļper unidos, y todos est√°bamos preocupados de que el pap√° se iba a quedar solito, iba bajonearse, pero sac√≥ una resiliencia enorme, vino el coronavirus y el encierro, y sigui√≥ aperrando, y de repente, apareci√≥ una mujer maravillosa en su vida, la Teresita Vergara, que es un complemento perfecto para esta etapa de su vida, distinta a mi madre, por lo tanto, no compite, es completamente distinta. Y fue un flechazo, inmensamente enamorados, y se casaron ahora en noviembre pasado, a los ochenta a√Īos se cas√≥ mi pap√° y est√°n felices. Es como un renacer de mi padre, lo que nos tiene a todos muy agradecidos y contentos, y obviamente, tambi√©n atentos a que estos a√Īos que tengan juntos sean a√Īos de pura felicidad y los puedan vivir juntos y en paz. As√≠ que s√≠, es incre√≠ble que tu pap√° se case a los 83 a√Īos, pero ha sido todo muy lindo.

KC: Pablo, nosotros nos conocimos en Boston, hace veintitantos a√Īos. Yo justamente te conoc√≠ con un mapa atr√°s de Santiago, creo que me qued√© impactada, pero no era un mapa tan bonito.

PA: El que tengo ac√° es m√°s lindo.

KC: Es m√°s bonito, pero era un mapa, si mal no recuerdo, del sistema de locomoci√≥n, de transporte en Santiago ¬Ņo no?

PA: No, era un mapa de las calles de Santiago como el que había en la guía de teléfonos antes de que existiera Waze, pero grande desplegado entero, eran las comunas, las calles y por eso se veían las principales avenidas, etcétera, también salidas del metro. Pero era el mapa oficial de Santiago, del Instituto Geográfico Militar de ese entonces, que era una sábana de dos por dos metros.

KC: ¬ŅY d√≥nde qued√≥ ese mapa?

PA: Uy, yo lo termin√© donando a la Biblioteca de la Facultad de Arquitectura de Harvard, porque llev√°rmelo de vuelta a Chile era una tontera y es un mapa que les pod√≠a servir a ellos, as√≠ que me imagino que debe estar por ah√≠, en alg√ļn caj√≥n.

KC: Pablo, dentro de las cosas que yo te he conocido, eres un hombre inteligentísimo, trabajador y uno de los aspectos que me llama la atención de tu personalidad es la empatía y la capacidad de comprender el dolor ajeno. Has vivido episodios difíciles

en tu vida, pero dentro de esos episodios tambi√©n me llama la atenci√≥n c√≥mo tuviste que enfrentarte en Chait√©n, con el terremoto, con el dolor. Y ah√≠ contabas en una entrevista en Capital, cu√°nto sufriste y engordaste ¬Ņhoy en d√≠a c√≥mo canalizas el dolor ajeno? ¬Ņc√≥mo eres capaz de enfrentar el dolor? ¬Ņhas aprendido algo?

PA: Debo confesar que efectivamente, en ciertas etapas de la vida he tenido que enfrentar a la cara y directamente situaciones muy dolorosas, la muerte, etc√©tera, y no solo por la enfermedad que tuvo uno de mis hijos, un c√°ncer muy complejo que gracias a D-os sobrevivi√≥ y ahora es una persona maravillosa, sino que tambi√©n en este tipo de trabajo, como fue tener que relacionarme con las v√≠ctimas o los damnificados de Chait√©n o del terremoto, tener que explicarle a una se√Īora que llevaba ochenta a√Īos viviendo en su casita en la ribera del r√≠o Maule, que √≠bamos a tener expropiarle su casa para poder hacer un parque de mitigaci√≥n. Toda esa carga simb√≥lica, todo eso son cosas que afectan, y  as√≠ como los m√©dicos son capaces de desconectarse del dolor de sus pacientes y llegan a la casa y pueden tener una vida normal, claro yo no estaba preparado para ello y eso, efectivamente, me fue generando, adem√°s del estr√©s de la pega porque no era solamente lidiar con el dolor de la gente, era la presi√≥n de sacar adelante el plan de reconstrucci√≥n, era las zancadillas pol√≠ticas que nos hac√≠an, era la complejidad de la pega, eran muchas cosas, me terminaron psicomatizando, y la ansiedad y el sobrepeso, y un mont√≥n de problemas que despu√©s pude tratar y siempre digo la broma, estuve dos a√Īos reconstruyendo el pa√≠s y cuatro a√Īos reconstruyendo mi vida despu√©s. Pero se logra. 

KC: ¬ŅLo volver√≠as a hacer?

PA: No s√© si tenga la energ√≠a, s√≠ ayudar√≠a, pero no s√© si tenga la energ√≠a para a estar recorriendo el pa√≠s. Fueron a√Īos bien intensos, o sea cinco d√≠as a la semana en terreno. Mira, solo para contarte que la Pascua del 2011, dos a√Īos despu√©s ya del terremoto, casi cuando yo ya sal√≠ de la reconstrucci√≥n y me vine a la UDD, en la oraci√≥n de Navidad, uno de mis hijos, dijo: ¬ęYo quiero dar gracias porque el pap√° volvi√≥ a la casa¬Ľ, durante esos dos a√Īos no me vieron, estaba saltando de Dichato a Constituci√≥n, de Constituci√≥n a Pelluhue, por todos lados. A tu pregunta de c√≥mo lidiar con el dolor no tengo una receta, pero s√≠ aprend√≠ algo y es cuando uno ha tenido una vida tan privilegiada, con tantas oportunidades, con tantas cosas que han salido bien, etc√©tera, uno empieza a creerse el cuento y cree que se las puede todas y es sobre adaptado, y anda como l√≠der por la vida y no s√© qu√©, pero si hay algo que aprend√≠ de esos momentos duros es la necesidad de pedir ayuda, de que uno no se las sabe todas, que uno tiene que apoyarse en personas, no solo aquellos que te quieren, sino que tambi√©n aquellos que saben. Para m√≠, que nunca cre√≠ en el psicoan√°lisis o en el psiquiatra y cosas as√≠, haber podido tener ayuda en esos momentos me ha servido mucho para ir manejando situaciones de estr√©s, situaciones de complejidad, y creo que tambi√©n, es un acto de humildad decir que uno no se las puede todas y que hay que pedir ayuda y ayuda a quienes saben. As√≠ que te dir√≠a que mi forma de lidiar con el dolor y el estr√©s es a trav√©s de la contenci√≥n y el amor filial de mi familia, digamos, de la Ale y los ni√Īos, y cuando ya requiere, por as√≠ decirlo, una mayor intervenci√≥n, de mi psiquiatra y psic√≥logo. 

KC: Pablo nos queda la √ļltima parte del segmento, que son preguntas de gente que te conoce, pero antes de eso me acuerdo que una √©poca tuviste que dejar Twitter, nada m√°s ni nada menos, tienes veintis√©is mil seguidores ¬Ņpor qu√©?

PA: Porque, como le pasa a mucha gente, de repente entra el ego, el inter√©s, estar arriba de la pelota, estar en todas las discusiones, te empiezas a consumir, y al final estaba todo el d√≠a mirando la pantallita y me estaba perdiendo cosas maravillosas que estaban pasando frente a mis ojos, que ten√≠an que ver con la familia, con los ni√Īos, con la vida. Y la Ale es mi cable a tierra y me dijo b√°jate del pony, atina y dije ya okey para que veas, me voy a salir de Twitter por un tiempo y fue alucinante, volv√≠ a sentir el olor de los damascos y escuchar a los pajaritos, y darme cuenta de que hab√≠a un mundo maravilloso all√° afuera que me estaba perdiendo por estar peleando con gente que ni conozco.

KC: Pero ¬Ņpor qu√© volviste entonces?

PA: Es que volv√≠ en otra parada, yo ahora lo uso para informarme, retuiteo o le pongo like a aquellas cosas que me parecen, y yo escribo muy poco y evito meterme en peleas. 

KC: ¬ŅAprendiste?

PA: Sí, aprendí, supongo que aprendí.

KC: Bueno, aqu√≠ ahora vamos a ir con preguntas de tres personas. 

Aquí va la primera:

¬ęHola Pablo, ¬Ņc√≥mo te va? te saludo desde la calle, el lugar donde me gusta estar, por eso hay ruido de autos, de buses, de transporte p√ļblico, temas que a ti te interesan mucho, quer√≠a aprovechar tu presencia en el programa de Karen Codner para preguntarte por ese momento en que t√ļ est√°s con Alejandro Aravena y con Andr√©s Lacobelli en Boston, y Andr√©s Lacobelli, ingeniero, les pregunta a ustedes dos, arquitectos, por qu√© si hay tan buenos arquitectos y tan buena arquitectura en Chile, las viviendas sociales son tan malas y de ah√≠ nace un proyecto que es Elemental, en el que t√ļ estuviste en un comienzo, en el que despu√©s te saliste y empezaste otra forma de trabajo en tu vida que te ha dado un mont√≥n de satisfacciones, pero quiero preguntarte en retrospectiva, ¬Ņc√≥mo ves la decisi√≥n de no haber seguido en Elemental, que con el Pritzker de Alejandro se transform√≥ en una oficina de importancia mundial? Yo s√© que t√ļ siempre hablas maravillas de ello, pero quer√≠a preguntarte un poco tu visi√≥n como en retrospectiva de haber sido parte de ese proyecto y haber dejado de ser parte de ese proyecto. Un gran abrazo y cari√Īos a Karen¬Ľ.

Ahí teníamos a Rodrigo Guendelman

PA: Wow, vaya pregunta, eso da como para una entrevista entera.

KC: Pero vas a tener que dosificar.

PA: No, mira, yo te dec√≠a en un momento que yo me siento testigo privilegiado de ciertos momentos cruciales de la arquitectura chilena del √ļltimo tiempo, para no subirse tanto a arriba del pony y uno de ellos, precisamente, fue haber estado en los or√≠genes de Elemental, fue realmente muy lindo. Tal como dice Rodrigo, coincidi√≥ que yo estaba haciendo el doctorado en Harvard y a Alejandro Aravena lo invitan a hacer clases y ah√≠, en ese momento, tambi√©n Andr√©s Lacobelli, que hab√≠a sido director ejecutivo de Servicio Pa√≠s, estaba haciendo el m√°ster en pol√≠ticas p√ļblicas, √©ramos muy amigos con Andr√©s, con Alejandro hab√≠amos sido compa√Īeros en la universidad, entonces lo acogimos un poco cuando lleg√≥ de profesor visitante, y Alejandro y yo est√°bamos alucinando con esto de que hab√≠an invitado a un arquitecto joven chileno a hacer clases en Harvard. Entonces dec√≠amos, la arquitectura chilena est√° en un momento incre√≠ble, Mat√≠as Klotz est√° haciendo cosas el descueve, Sebasti√°n Irarr√°zaval, Ian Baldrich, ahora te invitan a ti Alejandro a Harvard. Pucha que ganas de hacer una exposici√≥n en el MoMA sobre la nueva arquitectura chilena, que se sepa, que se cacare√©, tenemos que hacer algo y Andr√©s escuchaba, era un gallo que hab√≠a estado dos a√Īos en Servicio Pa√≠s, de repente nos dice, ¬ęoye, pero si la arquitectura chilena es tan macanuda y quieren hacer una exposici√≥n en el MoMA porque la vivienda social es tan mala¬Ľ. Y ah√≠ fue como la pregunta que deton√≥ en Alejandro y en m√≠ la idea de decir chuta en realidad tenemos que ver de qu√© manera como arquitectos podemos meternos en las pol√≠ticas p√ļblicas y tratar de mejorar e influir en el dise√Īo de las viviendas sociales desde lo que nos compete a nosotros, que es la arquitectura, y no la econom√≠a, la pol√≠tica, etc√©tera. Y ah√≠ fue cuando, aprovechando la estad√≠a de Alejandro como profesor visitante en Harvard, comenzamos a armar y buscar financiamiento para esta iniciativa de vivienda social. Alejandro hizo unos primeros talleres ac√° en Chile, luego logramos postular a un fondo del Conicyt en ese entonces, a un Fondef con la Universidad Cat√≥lica, donde montamos la primera iniciativa Elemental que apuntaba a un concurso internacional de vivienda y yo fui el director del concurso, de ese concurso se iban a elegir siete proyectos que se iban a construir y Alejandro iba a ser √©l que coordinaba los proyectos y Andr√©s hac√≠a toda la gesti√≥n, la administraci√≥n. Y eso fue entre el 99′ y el 2004. 

¬ŅPor qu√© sal√≠ yo de Elemental? porque el 2004 por un tema de salud de Pablito tuve que irme de vuelta a Estados Unidos durante un a√Īo. El teletrabajo no era tan f√°cil en ese entonces y tuve que concentrarme mucho con la Ale y la familia al tratamiento de Pablito, y, por lo tanto, yo dej√© de tener un rol activo en Elemental, segu√≠a como socio, pero ya no estaba en el d√≠a a d√≠a. Y luego el 2005, cuando regres√≥ a Chile, Elemental estaba -porque uno ve la parte linda la historia- en un momento bien complejo, porque el Ministerio no le estaba pagando lo que ten√≠a que pagarle porque estaban desarrollando un momento de de apertura econ√≥mica importante. Entonces, Andr√©s decide salir tambi√©n activamente de Elemental emplearse en temas fuera la universidad y yo me hago cargo del Observatorio de Ciudades de la universidad y Alejandro sigue a cargo de Elemental como oficina, sacando los proyectos adelante, pero segu√≠amos socios, pero ya no activos. Y el 2010, cuando viene lo del terremoto, a Andr√©s lo nombran Subsecretario de Vivienda, por lo tanto, sale de la propiedad Elemental para no tener conflictos de inter√©s y a m√≠ me nombran Coordinador de Reconstrucci√≥n, por lo tanto, salgo de Elemental para no tener conflicto de inter√©s, porque Elemental estaba muy involucrado en ese entonces en el plan de reconstrucci√≥n de Constituci√≥n y otras cosas.

KC: Vamos a seguir con Elemental porque mira la pregunta que viene.

PA: Bueno, pero ah√≠ sal√≠ formalmente de todo, pero siguieron y obviamente el m√©rito de lo que ha sido el trabajo Elemental ya es de los actuales socios y de Alejandro. Yo solo fui testigo los primeros a√Īos.

KC: Aquí viene la segunda pregunta:

¬ęHola Pablo, es tu amigo Steve Reifenberg en los Estados Unidos. Nos conocimos hace m√°s de 25 a√Īos, cuando empezaste a trabajar en todo lo de la vivienda social y en particular en el proyecto Elemental, que estaba vinculado con la Universidad de Harvard donde yo estaba trabajando en aquel tiempo. Yo recuerdo eso a√Īos, cuando Elemental parec√≠a un sue√Īo, muy dif√≠cil cumplir. Hoy Elemental es premiado y reconocido internacionalmente. Pablo, ¬Ņc√≥mo ha impactado esa experiencia en vivienda social en el trabajo que haces hoy, y tambi√©n en tu visi√≥n de las ciudades y la planificaci√≥n urbana?

PA: Wow, que lindo recuerdo Steve Reifenberg. Steve fue clave en el inicio de Elemental porque √©l era director del Centro Rockefeller de Estudios Latinoamericanos de la universidad, que fueron los que nos dieron el primer grant para poder investigar este tema de vivienda social, as√≠ que un abrazo grande a √©l, que ahora est√° en la Universidad de Notre Dame.

Obviamente para m√≠ ha influido mucho porque fue salir de la academia, salir de la torre de marfil y meternos en pol√≠ticas p√ļblicas y mucha gente me dice, Pablo, t√ļ que eres tan pol√≠tico porque has estado en el gobierno, porque has asesorado, yo le digo: ¬ęa m√≠ no me interesa la pol√≠tica, no me interesa un cargo electoral, yo no voy a hacer campa√Īa, me interesan las pol√≠ticas p√ļblicas porque desde ah√≠ donde uno efectivamente puede ser agente de cambio y mejorar la calidad de vida de las personas, las comunidades. Entonces, yo creo que lo bonito de Elemental y la gran lecci√≥n de Elemental es que nos permiti√≥ desde la arquitectura, porque al final era el dise√Īo de las viviendas, como t√ļ cambiabas la ecuaci√≥n para que efectivamente desde el dise√Īo de las viviendas, las familias pudieran tener acceso a mejores ubicaciones, a viviendas que ganaran valor en el tiempo, etc√©tera. Yo creo que la gran lecci√≥n, el aporte de Elemental es que me introdujo al tema de las pol√≠ticas p√ļblicas no solo de viviendas, sino que tambi√©n ahora de ciudad, de temas ambientales, etc√©tera. Y lo otro es que tambi√©n nos ense√Ī√≥ que esta cuesti√≥n, como habl√°bamos antes, es 80% transpiraci√≥n y 20% inspiraci√≥n y talento, o sea, que aqu√≠, adem√°s, la perseverancia es clave y que son procesos de largo plazo, no son cosas que pasan de un d√≠a para otro y hay que perseverar. Creo que poca gente sabe o reconoce como perseveraron Alejandro, V√≠ctor, Gonzalo, Juan y todos los socios de Elemental en los momentos dif√≠cil, previos a que tocaran la gloria con el Pritzker. As√≠ que yo creo que esa es como la gran lecci√≥n que podr√≠a sacar de lo que dice Steve.  Y lo otro es que desde toda disciplina uno puede ayudar a mejorar las pol√≠ticas p√ļblicas y lo p√ļblico, no solo desde la arquitectura, sino que desde el rol de cada uno y cada una se puede tambi√©n aportar. Eso fue muy bonito.

KC: Ahora Pablo viene la √ļltima pregunta:

¬ęHola pap√°, soy Pablo, tu hijo mayor, te quer√≠a preguntar ¬Ņc√≥mo afect√≥ en tu vida, tanto profesional como personal, el c√°ncer que pasamos como familia? ¬Ņy que ense√Īanza o lecci√≥n te dej√≥ para tu futuro?

PA: Yo creo que es la pregunta fundamental de nuestra vida y digo nuestra como familia, de hecho, ayer convers√°bamos con la Ale a prop√≥sito de un amigo muy cercano que lo acaban de diagnosticar, que el c√°ncer de Pablo es probablemente lo m√°s terror√≠fico y lo peor que le puede pasar a cualquier familia, digamos, que un hijo tuyo tenga un c√°ncer con seis recurrencias y con un proceso muy complejo. Pero tambi√©n nos fortaleci√≥, nos entreg√≥ una serie de herramientas, nos uni√≥, nos expuso a conocer la generosidad de tanta gente, no solo de los amigos, sino que tambi√©n de desconocidos, nos hizo valorar tantas cosas, que yo dir√≠a que la justa balanza. Al final uno es uno y sus circunstancias, y parte importante de la felicidad y de los logros que hemos tenido como familia, en parte tambi√©n se deben a lo que vivimos en el proceso del c√°ncer de Pablo. El testimonio de resiliencia, de optimismo, de no bajar los brazos, de trabajar, no pensarla, la fortaleza y la lucha de la Ale, la compa√Ī√≠a, la comprensi√≥n y generosidad de sus hermanos son cosas que son puros valores. O sea, al final, claro, lo digo desde la posici√≥n f√°cil, tambi√©n de que Pablo sobrevivi√≥ al c√°ncer y hoy en d√≠a tiene una vida normal, y pololea y estudia, y m√°s all√° de un chequeo cada cierto tiempo, estamos haciendo una vida completamente normal. Entonces es muy f√°cil hablar desde esa perspectiva, lo hubi√©semos perdido, ser√≠a distinto.

KC: Es una historia de éxito en ese sentido.

PA: Claro, un triunfo. Pero desde esa perspectiva son más las cosas buenas que atesoramos que los dolores y las heridas que todavía estamos sanando. Y en ese sentido estoy muy agradecido de que hayamos salido adelante como familia y del gran testimonio de Pablito.

KC: ¬ŅY qu√© sientes cuando lo escuchaste, Pablo?

PA: Me tuve que contener porque él es mi héroe personal, es una persona excepcional, un ser de luz y me da un poquito de emoción que también tenga la valentía de preguntarme algo así en un espacio como éste, porque da cuenta de que él también está consciente de que esto ha sido algo que raya para la suma, que ha sido una vida muy linda y muy feliz. Yo estoy muy agradecido de D-os y de la vida, porque la verdad es que lo he pasado muy bien y parte de eso tiene que ver con los amigos, las amigas, contigo, con tanta gente.

KC: Pablo, estaba pensando, para ir cerrando, ¬Ņc√≥mo influye el v√≠nculo con los hermanos? ¬Ņno se da como una cierta rabia hacia el c√°ncer de qu√© el c√°ncer ha robado, ha tenido tanto protagonismo? Son tres hijos.

PA: Gracias a D-os no, porque ha pasado en distintas etapas de nuestra vida y hemos aprendido todos a vivir con el, hasta el nivel que hoy en d√≠a la Ale se dedica al c√°ncer, digamos es directora de la Fundaci√≥n Nuestros Hijos, que apoya a las familias y a los ni√Īos y ni√Īas que sufren c√°ncer en Chile hoy d√≠a. Por lo tanto, no, hemos aprendido a convivir con el c√°ncer, a respetarlo, entenderlo y tambi√©n a asumir el rol que cada uno tiene. Y, al contrario, como fue una historia de varias recurrencias, a mis hijos menores les ha tocado tambi√©n ser parte de la contenci√≥n y del manejo de crisis de las m√°s recientes y sienten tambi√©n que han aportado y han apoyado. Por lo tanto, yo te dir√≠a que no, no hay celos, es parte de nuestra historia y yo creo que es m√°s lo que nos fortalece que lo que nos debilita, hasta ahora. Pero no sali√≥ gratis, no se lo recomiendo a nadie.

KC: No, no salió gratis. Pablo, te quiero agradecer, me quedé con mil preguntas, pero siempre es bueno dejar cosas para después. Ha sido un honor entrevistarte, un honor escucharte, aprendí muchísimo y conocerte desde otro ámbito.

PA: Gracias por la invitación, no sabía que era tan personal, perdona si de repente me di muchas vueltas esotéricas con el metaverso y la construcción.

KC: No, para eso est√°s.

PA: Pero feliz de conversar, que bien hace conversar y darse el tiempo, así que espero que la próxima sea con un café en presencia física y no meta.

KC: Exactamente.

PA: Muchas gracias, Karen por la invitación y saludos a todos por allá y a tus auditores.

KC: Gracias, te pasaste Pablo. Chao.

PA: Chao, que est√©s muy bien. 

Pablo Allard es un hombre muy sensible y dedicado a su familia, estas reflexiones sobre la lectura, el concepto del metaverso en arquitectura, las ciudades circulares, la reforestación, y más nos dan una nueva mirada a los espacios en los que habitamos.

¬ŅTe gust√≥ el cuestionario Espiral? ¬Ņagregar√≠as otra pregunta? Ojal√° me cuentes en mi correo karen@karencodner.com o en la transcripci√≥n de este y todos los episodios Espiral en mi p√°gina web www.karencodner.com

Gracias Pablo por compartir tu lado más personal, tus miedos, alegrías, el difícil proceso que viviste con tu hijo con cáncer, y sobre todo, tu honestidad.

Nos vemos pronto en otro capítulo de Espiral.

Lee, escribe, crea.

Chaoooo.