#4 Llamada Celular a Francisco “Pancho” Ortega

Escuchame en:

Comparte en tus redes

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

Hoy lanzo el 4to capítulo de Celular: una llamada a la creatividad. Les presento al segundo entrevistado con el cuestionario flash, con preguntas rápidas y respuestas breves. El escritor de hoy es Francisco Pancho Ortega, un escritor chileno super ventas. La entrevista que la realicé telefónicamente -así son las entrevistas en Celular- tuvo un desafío. Al grabar aparece un sonido, una especie de alarma. Dudé mucho si seguir adelante, si publicar así, con este audio. Pero decidí que es tan bueno el contenido, interesante la conversación que sería una pena no compartirlas con ustedes.

Hola, hola ¿Como están?  Hoy les presento el cuarto episodio de Celular: Un llamado a la creatividad con nuestro segundo entrevistado; Francisco Pancho Ortega. Lo interesante es que la entrevista la realicé antes de que comenzarán los cambios y demandas sociales en Chile.  Antes de que nuestro país cambiará, fuera el “despertar”  y una realidad nueva se impusiera entre nosotros. Sin duda tiempos intensos, vertiginosos, que nos dan mucho para pensar y de que hablar ¡sin duda!.

En estas tres semanas nos hemos visto conversando diferente. Más informados, más interesados y atentos. Es como si un cable directo a la vena se hubiera creado entre nosotros. Sin duda ha sido un despertar, lo que para cada uno de nosotros puede significar algo muy diferente. Por ejemplo, a mí, que recién comienzo con el podcast me obligó a enfrentarme a la contingencia y a adoptar una postura editorial en torno cómo abordarla. Me hizo pensar lo que realmente busco con este espacio y me reafirmó que Celular es un programa dedicado a la creación, a la literatura y a entrevistas.

He pensado mucho sobre este episodio con la segunda entrevista Celular. Estaba programada para la semana del 23 de octubre pero esos días todos estábamos en otra sintonía. Por eso la pospuse y considero que ahora es ya un buen tiempo para compartir con ustedes la ventana la creación y al ámbito literario de Pancho Ortega. Con el paso del tiempo me he convencido de que independiente de lo que suceda, es necesario hacerlo. Por varios motivos. Este espacio de Celular: una llamada a la creatividad nos conecta con la fantasía, nos obliga a salir de la contingencia; tan intensa, dura y frontal.  Un segundo motivo es porque la literatura es necesaria para comprendernos como sociedad e individuos. Sin ella, sin el arte de narrarnos nos vemos bajo el monopolio de las noticias, los hechos e interpretaciones prácticas y racionales.

Y tercer motivo, porque estoy segura de que conocer a un escritor en profundidad es un aporte para convertirnos en mejores lectores y en individuos creativos.

El encuentro telefónico con Pancho fue buenísimo. Para mí todo un descubrimiento.

Pero antes de irnos a la entrevista de  Francisco Pancho Ortega quiero agradecerles el feedback, las respuestas, los saludos que me han dado muchos en torno a lo que se ha significado el podcast. Por ejemplo,  tenemos a Daniela que escribió: “muy buen podcast, sobre todo a las que amamos la buena lectura. Muchas gracias por tus recomendaciones y estoy esperando con ansias los próximos.” También Nico, una gran seguidora de Instagram que tuvo la fortuna de llevarse el libro la “ La estación de las mujeres” de Carla Guelfenbein. Ella estaba muy contenta por esta oportunidad, porque quería leer ese ejemplar. También quiero agradecer a Miriam que me escribió deseándome un año dulce, judío. Que como muchos saben hace poco lo celebramos hace un tiempo ya; Shana Tova Umetuka, con un año lleno de éxito, salud, muchas cosas lindas y que sigas escribiendo tan lindo, tan cálido y entregando tanto amor a tu hermosa labor. Alejandra, me dijo; “Me encantó el segundo podcast. Este susurro al oído, algo íntimo.” Bueno yo los invito a que también me manden sus comentarios. Es la bencina que me ayuda a seguir adelante.

Francisco, que en realidad lo llaman Pancho Ortega, viene del sur de Chile, de un pequeño pueblo que se llama Victoria yo hace un par de años para no decir que lo visite el siglo pasado. Es hermoso. Francisco estudió periodismo en la Universidad Frontera, y  después aterrizó acá en Santiago en la Universidad Católica de Chile, para terminar sus estudios de periodista. El siempre dice, ha sido un contador de historias desde pequeñito desde los ocho años, iba regalando cuentos por donde iba. ¿Qué es? ¿Cuales son los hitos? ¿Quién es Pancho Ortega? ¡Es un tremendo Escritor! Él ha marcado ha una gran generación de lectores, con sus “ Thrillers” históricos, con sus historias, con su trabajo como periodista, como guionista, es harto decir ¿No? Trabajo en la revista Rolling Stones, haciendo entrevistas en la zona contacto, ha sido crítico de televisión, columnista, fue guionista de (3:27 ?) y también de la miniserie Adiós al séptimo de la línea”. En 1993 muy joven ganó el concurso de la editorial Los Andes con su libro Sesenta Kilómetros le fascina la novela gráfica. ¿Qué ha escrito? Voy a nombrar solo algunos porque ya lleva catorce libros en el cuerpo ¿Pueden creerlo? “El verbo Kaifman,   Logia,  Andina: La catedral Antártica  y uno de los bestsellers de este año “ El Cáliz secreto  donde conocemos más sobre “Princess Valiant” ¿Quién es Princess Valiant? Tienes que escuchar la entrevista. (Suspiro)

Ha ganado una beca por creación literaria. También estuvo entre los cien líderes del siglo XXI. En el 2008 el ranking que hace  La revista  de el sábado. Entonces te invito a conocer a Pancho Ortega, a quien tampoco lo conocía en persona y me di el lujo de escribirle. Rápidamente me dio el sí para la entrevista, vamos con todo, vamos con Celular: Un llamado a la creatividad.

Aquí les dejo la transcripción. Acuérdense de que al final les dejo los libros y autores recomendados por Pancho Ortega. ¡Disfruten!

Entrevista a Francisco Pancho Ortega

K: Pancho, cuéntame habla Karen.

P: Hola

K: ¿Qué te estoy interrumpiendo?

P: Estaba en una, en estoy esperando una reunión acá en un canal que no voy a decir su nombre porque por una cosa de guiones que estoy haciendo, pero estoy… estoy en.. en ese estado mientras tanto, en un período de latencia y de.. de interrupción.

 K: Cuéntame, ¿Cuál es tu idea de felicidad?

P: Un pan con queso.

K: ¿Tu mayor miedo? 

 P: Yo creo que no poder nunca más un pan con queso. Jajaja.

K: Lo que más te carga de ti mismo.

 P: Ahh, que soy impaciente.

 K: ¿Y de los demás?

 P: Dos cosas; la impuntualidad pero sobre todo la falta de humor.

 K: ¿A qué escritor vivo admiras, hombre?

 P: Demasiados, pero me la juego por Neil Gaiman.

 K: ¿Muerto?

 P: (5:23?) pero lejos

 K: ¿Y qué mujer sería? ¿A quién admiras más que esté viva?

 P: Ehh… Mariana Enríquez, la escritora Argentina de terror que encuentro que es una seca, seca, seca.

K: ¿Muerta?

P: Ehh.. Chilena, Elena Aldúnate y de universal, Ursula K. Le Guin.

 K: Hoy en la mañana, ¿Qué desayunaste?

 P: Café, ehh… jugo de naranja, una marraqueta con queso y las vitaminas recetadas por el doctor.

 K: O sea fuiste feliz.

 P: Sí. Trato de ser feliz todas las mañanas con el pan con queso.

 K: ¿Agenda de papel, electrónica o ninguna de las anteriores?

 P: Electrónica ahora.

 K: ¿Cuál es tu mayor vicio?

 P: Twitter.

 K: ¿Cuándo mientes?

 P: Todo el tiempo, yo trabajo mintiendo, escribo ficción.

 K: ¿Quién ha sido la mayor influencia en tu vida?

 P: Eh… Stars Wars, La guerra de las Galaxias.

 K: Ayer te sentiste feliz cuando…

 P: Eh… salir de ver la película del Joker.

 K: Y antes de acostarte siempre…

 P: Le hago cariño a mi gata.

 K: Antes de escribir necesitas…

 P: Un café.

K ¿Cómo es un típico día de Francisco Ortega?

 P: Eh.. despierto, eh…leo el diario en el teléfono, eh… alimento a mi gata, tomo desayuno, me siento a escribir, me tomo un segundo desayuno, sigo escribiendo, me como una fruta, sigo escribiendo, más café, sigo escribiendo, almuerzo y en la tarde corrijo, leo, veo alguna película, salgo, alimento a mi gata, como y.. leo algo y me duermo.

 K: ¿Cuál de todos tus libros es el que más te ha costado escribir?

 P: El Cáliz Secreto.

 K: ¿Cuál es el que menos?

 P: Sesenta Kilómetros, el primero.

 K: ¿Té, café o agua?

 P: Café.

 K: ¿Azúcar, endulzante, nada?

 P: Endulzante, aunque debería nada.

 K:¿Cerveza, blanco, tinto, champagne?

 P: Tinto, agua.

 K: ¿Instagram, Facebook o Twitter?

 P: Eh… los tres.

 K: ¿Cuáles son tus escritores preferidos? Nombra uno de cada continente

 P: Ehh…. de Latinoamérica, Mariana Enríquez que ya te lo nombre. Emm… de Estados Unidos ehh… Stephen King, de Europa, eh… Neil Gaiman o China Miéville que tiene nombre de mujer pero es hombre. Eh… de Asia el Chino, que escribió el problema de los tres cuerpos y cuyo nombre nunca me acuerdo y… de África en rigor podría nombrar a Coetze lugar común porque no sé nada de África. Jajaja.19

 K: Jajaja. La que más te inspira.

 P: Yo creo que es La Cordillera de los Andes.

 K: El que más te inspira.

 P: El sur de Chile.

 K: ¿El Pulitzer, el Cervantes, o el Pen?

 P: No soy muy de premios pero me conformo con el del Consejo Nacional del Libro y ya me lo gané así que ahora se lo gane otra gente.

 K: ¿Has sentido odio?

 P: Sí.

 K: ¿Qué te hace enojar?

 P: La falta de humor.

 K: ¿Selfies?

 P: Selfies, eh… no tanto, pero si son chistosas no les hago el asco.

 K ¿Qué es lo más extravagante que has hecho?

 P: Ja, estudiar periodismo.

 K: ¿Cuánto te tomó escribir El Cáliz secreto?

 P: Desde el 2015, como 4, 5 años mas o menos.

 K:  ¿Qué tipo de libros lees mientras trabajas en un proyecto?

 P: Eh… depende, si estoy trabajando en una novela histórica, harta novela histórica, en el caso del Cáliz Secreto, no harto ensayo histórico, en el caso del Cáliz Secreto leí varios libros de criptografía, de matemática y cualquier cosa pero menos novelas de ficción (9:05?) histórico porque o si no uno termina influyendo como lo tengo como no, prefiero leer algo totalmente distinto y en el caso específico del Cáliz secreto leí muchos libros de ficción y mucho cuento, cualquier género escrito por mujeres, porque como estaba narrado por una mujer necesitaba eh… guía

 K: ¿Cuál personaje te habría encantado desarrollar?

 P: Batman y Mampato.

 K: Si fueras un personaje masculino, serías…

 P: Frodo, del Señor de los Anillos, pero lejos.

 K: El libro que más has disfrutado escribiendo.

 P: Yo soy chileno.

 K: El que menos.

 P: El que estoy haciendo ahora, no es que sea fome o duro si no que es muy complicado trabajar la biografía de Augusto Pinochet desde lo moral.

 K: Un libro que te trastorna…

 P: Moby Dick, desde niño

 K: Uno que te hizo llorar.

 P: Ah, ya sé 1936, 1939 de Carlos Giménez que es una novela autobiográfica sobre niños en la guerra civil española.

 K: El que más te ha gustado leer en este año el 2019

 P: La Trilogía de La Ciudad Blanca, un thriller policial y mitológico de una escritora española que se llama Eva García.

 K: Un libro que te haya hecho reír.

 P: ¿Como Mafalda? Yo creo que Mafalda.

 K: ¿Qué libros tienes en tu velador?

 P: Ahora estoy releyendo David Copperfield de, de Charles Dickens, releyendo el Quijote, algunos capítulos. Tengo el último volumen de la Saga Millenium el de Stieg Larsson que lo tengo a media eh… y tengo una novela gráfica que es sobre un autor europeo que olvide el nombre sobre los años de entreguerra dee… de Alemania que se llama Berlín, son tres tomos. 

 K: Menciona el libro favorito que leíste en el colegio.

 P: ah, jajaja, lejos, Pacha Pulai

 K: El mejor escritor/escritora chilena es…

 P: Ahh… yo paso no se quién para elegir entre iguales, me incomoda hacerlo a si que lo dejó abierto.

 K:  Eh… un libro o un autor que te fascina reeler.

 P: Themo Lobos, lejos. Todo lo que hizo Themo Lobos, lo que hizo en (11:12) como en escrito.

 K: Se dice: 99 por ciento trabajo y 1 de inspiración ¿qué opinas?

 P: En mi caso 100% trabajo.

 K: ¿Cómo sabes que está lista la novela?

 P: Cuando… eh… me canso o me rio al terminar de releerla por unas cincuenta o por la ciénava vez.

 K: ¿Cuántos “lectores” previos tienes?

 P: Ya no tengo, antes tenia, pero desde hace un tiempo, desde que saque Logia eh… todo lo que escribo lo comento, pero no lo paso a leer, si no el primero que lee es el editor o editora.

K: ¿Cuántas veces editas el texto?

P: Hasta que se va a la imprenta o sea de hecho, reviso hasta el hasta el último detalle igual se van, se van palabras mal escritas, personajes que cambian de nombre no hay caso como que me da histeria que, y  neura, lo que pueda pasar y lo reviso y lo reviso y creo que

K: ¿Cuál clásico hay que leer una y otra vez?

P: En mi caso Moby Dick Y Mampato creo que es lo que yo recomiendo leer.

 K: ¿Algún clásico que no hayas podido terminar?

 P: Ulises de James Joyce.

 K:  Cinco consejos para escritores nóveles

 P: Eh… leer, escribir, leer, escribir y leer. En ese orden.

 K: Tres errores que has cometido como escritor.

 P: Apresurarme en leer un libro y no leer lo necesario para poder eh… escribir mejor otro libro y… creo que mi peor error, a pesar que le tengo cariño es haber aceptado, es publicar a los 17 años.

 K: Tres aciertos, tres aciertos que has cometido como escritor.

 P: Ah, esos los tengo más claros: No tenerle miedo a publicar ficción comercial, a pesar de que todos dicen que no, que la ficción comercial te puede arruinar la carrera haber tardado 30 años en escribir mucha Mocha Dick y decidirlo hacerlo en un cómic, no en prosa tradicional y no rehusarme a hacer lanzamientos sino a hacer giras en librerías.

 K: Una playlist para escribir.

 P: Todas las que tengo en Spotify y que están abiertas para que todo el mundo las pueda escuchar en buscarlas por el usuario Fortega.

K: Escribir, periodismo, música ¿en qué orden de importancia?

P: Escribir.

 K: Estado civil.

 P: Divorciado.

 K: Si volvieras el tiempo atrás ¿qué harías distinto?

 P: Habría estudiado historia en vez de periodismo.

 K: ¿Cómo te relajas?

 P: Bien fome, durmiendo,

 K: ¿Tienes un hobbie?

 P: Si, ehh.. colecciono vinilos de rock progresivo, armo aviones a escala, y si tuviera espacio en mi departamento me compraría trenes eléctricos, pero no tengo espacio.

 K: ¿El podcast es para ti…?

 P: Un soporte para seguir contando cuentos.

 K: Al escribir como mujer, ¿Qué es lo que más te costó con la protagonista de El Cáliz secreto, Princess Valiant?

 P: Aprender y escribir acerca de los dolores menstruales, pero tuve buenas profesoras.

 K: ¿Una mujer que te ha marcado?

 P: Princess Valiant.

 K: ¿Un hombre?

 (14:10?)

 K: ¿Fama, dinero, o ambas?

 P: Dinero.

 K:¿Cuántas horas al día escribes?

 P: Entre seis y ocho más o menos.

 K ¿Crees en el bloqueo del escritor?

 P: No.

 K: ¿Cuántas historias has desechado?

 P: Muchas más de las que he terminado, y muchas más de las que he publicado.

 K: ¿Cómo es tu lector ideal?

 P: Yo soy mi lector ideal. Jaja.

 K: ¿Mac o PC?

 P: Mac.

 K: Para terminar, nombra un sueño para el próximo año, uno que se te cumplió, y otro que por primera vez te atreves a soñar.

 P: Tengo un solo sueño en mi cabeza, y que ya se cumplió la primera etapa pero hay una segunda etapa y una tercera etapa. Así que lo tengo ahí guardado, y si lo nombro no se va a cumplir. ¡Ah! Pero podría decir que quiero ir a Rusia, a ver si voy a Rusia el próximo año. Ese sí lo puedo nombrar.

 K: A mí algo que me ha llamado mucho la atención de tu literatura: que haces una tremenda investigación histórica. ¿Cómo eliges tus fuentes? Yo creo que eso es interesante.

 P: A ver.. De las novelas históricas que yo he escrito, lejos lo que más demora es la investigación. Por ejemplo, en el caso de El Cáliz secreto, fueron cinco año pero de esos cinco años fueron al menos tres o cuatro de investigación. La escritura fue un año más o menos. Ahora, por ejemplo, estoy escribiendo una novela de ciencia ficción, una novela que está ambientada en el año 3140, y por lo tanto he estado investigando mucho de inteligencia artificial, de viajes al espacio, de cómo colonizar planetas, he entrevistado a astrónomos. Y esa novela la empecé a escribir el 2013, y lo que tengo de la novela, hasta ahora, son trescientas páginas de investigación. No he escrito nada. Entonces, y lo hago siempre… En el caso de La trilogía de los Césares, o la tetralogía, para meter los otros libros, tuvo varias partes. Una, la investigación que haces en internet que es bien útil, o sea Google es una enciclopedia que está ahí y que es fácil de usar. Pero a mi me gusta ir a las fuentes concretas, me gusta ir a la biblioteca, me gusta viajar, me gusta entrevistar gente.

En el caso de La Trilogía de los Césares tuve muy buenas fuentes de masonería, sobre todo de la masonería argentina. Sobre todo lo que tenga que ver con la logia lautarina, que lo conseguí a través de un familiar que es masón, hoy día no, ya no participa pero fue de la logia de concepción que es muy muy importante y el me contacto con historiadores y con masones argentinos entonces yo fui a Buenos Aires y ellos me facilitaron el materiales y esas cosas. Pero es mucho, mucho leer, mucho buscar, mucho raspear, mucho conocer gente, mucho hacer preguntas. La investigación de los libros es como si yo antes de escribirlos me planteaba escribir un libro de no ficción. De hecho, mucho de lo que yo hice para la tetralogía de Los Césares está en un libro de no ficción que se llama Dioses Chilenos.

 K: Otra cosa que me llamó la atención en El cáliz secreto es que conoces de muchas ciudades y das muchos detalles. ¿Viajaste a todas o simplemente tomaste el riesgo?

P: En el caso de El cáliz secreto, todas las ciudades que están nombradas, fui. Menos Bruselas. Pero estuve en Edimburgo, estuve en Glasgow, estuve en Londres, estuve mucho tiempo en Berlín, estuve en Madrid y los lugares que aparecen y las escenas que aparecen son escenas reales, porque a mi me interesa que si me lee un lector en, esta lleno, en Valdivia, viaje conmigo. Y sienta que está en Berlín, que conozca los recorridos de los trenes, que entienda que así funciona en los otros países. Me interesa esa cosa, el turismo literario que uno puede hacer a través de los libros para la gente que no tiene la fortuna de viajar. Eso yo encuentro que es una gran virtud y yo lo aprendí de Julio Verne. Julio Verne en el siglo XIX escribía novelas de aventura en lugares exóticos para que la gente de Europa que no podía viajar en ese tiempo, porque era muy costoso y muy lento, pudiera ir a todos esos lugares. Hoy día los que, hoy día yo hago eso mismo. Para que los autores de una ciudad anónima de Chile puedan sentir que están conmigo en Toledo, están conmigo en Berlín, están conmigo en, no sé, Shanghai.

K: ¿O sea que tu ahí definitivamente tenías un lector tipo en tu cabeza?

 P: Sí. Exactamente.

 K: ¿Que era un lector, te diría, alejado de las elites?

 P: Sí. Y que tuviera ganas de conocer, que fuera un lector curioso. A mí, mi lector preferido, por eso te dije, es el lector que siente que cuando lee mis libros se pregunta “¿ah y esto será verdad?” y va a Google y encuentra que es verdad. Y entonces dice “Ahhh..” Como que duda. Hacerlos dudar con la ficción. A mí me gusta eso. A pesar de que yo siempre he dicho que mis libros son ficción, que no hay que tomarlos al pie de la letra

 K: ¿Cómo te sentiste trabajando con todo el tema del poder de la iglesia?

 P: Yo cuando estaba escribiendo El cáliz secreto comenzó toda la decadencia de la iglesia católica, todas las instalaciones de, o sea todas las denuncias de abusos. Pero básicamente lo que yo hago en El cáliz y La tetralogía de los Césares es usar instancias de poder, la hermandad en logia, la masonería, los poderes políticos, los poderes fácticos… Porque en el fondo los libros se tratan de una reflexión acerca de quién nos está mandando, y por qué nos están mandando, y quién tiene y por qué hay gente que tiene más poder que el resto. (min 19:55?) poderes políticos, en el fondo es una reflexión sobre cómo nos gobiernan y por qué y para qué nos gobiernan.

 K: Específicamente en El cáliz secreto, llama la atención la estructura que elegiste de tener dos tiempos digamos: el Chile de Balmaceda, y uno súper contemporáneo.

P: Sí yo diría que más que contemporáneo es como ligeramente futurista, es como mañana.

 K: Mhm, ¿Por qué hiciste esa elección? ¿Porqué lo estructurante así o porqué te lo imaginaste así?

 P: No, el… el… Cuando yo firmé contrato para este libro que ehh.. Este libro surgió de los lectores. Los lectores pedían que contara la historia de Princess Valiant que era, que fue un personaje que terminó siendo más popular que los mismos libros. Entonces, ¿Quién es ella? ¿De dónde sale? ¿Por qué es así? Entonces ya, voy a contar la historia. Cuando lo propuse en la editorial, propuse hacer una historia, contar una historia de ella pero antes costar la historia de un antepasada de ella. Entonces el proyecto original eran dos libros, dos novelas. Dos novelas de unas trescientas páginas. Una novela histórica, protagonizada por Leonora Latorre, en la época de Balmaceda, y la novela contemporánea. Y para ordenarme, yo las escribí al mismo tiempo. Entonces terminé primero la histórica y después terminé la novela contemporánea, porque la idea del plan original era.. era el mismo año, entonces había que terminarlas juntas. Se publicaba en marzo ehh.. la novela que se llamaba Madre Patria, que era la de Leonora Latorre y en… y en, cómo se llama… en noviembre octubre Padre, ehh.. Patria Madre que era la segunda parte, que era con Princess Valiant. Pero cuando terminé las novelas, me di cuenta que básicamente era una sola novela de quinientas y tantas páginas, y lo que hice fue podé. Saque algunas que estaban de más y luego hice un montaje de la novela, de tal modo que la novela del pasado fuera dialogando, una palabra que está muy reusada, pero funciona, con la novela contemporánea. Entonces, eso me permite que el lector que va, va conociendo la historia de Princess, de repente ehh… cuando llegan a un momento muy álgido el capítulo siguiente salta en el tiempo y se ve obligado a seguir leyendo. Y además encuentro que las dos novelas se comunican, las dos historias se comunicaban muy bien porque en el fondo es la misma historia. Y por eso escogí el nombre El Cáliz secreto, porque ahí está la búsqueda de este objeto mágico, secreto, que es el cáliz de los jesuitas. Pero al mismo tiempo, Cáliz es útero, y esta es una novela súper femenina y súper de mujeres y que es la búsqueda de la madre y que es básicamente regresar al útero entonces no se, de repente me encontré que las dos novelas eran básicamente una.

K: Dime una cosa, algo que me llamó profundamente la atención fue justamente lo femenino, la presencia de lo femenino en la novela. Y como mujer, nosotras estamos acostumbradas a las mujeres a escribir más desde lo masculino, tomando una voz masculina. Es extraño, o sea yo… Es poco común que un autor se apodere o se sumerja en la voz femenina, ¿Cómo hiciste ese ejercicio? ¿Cómo lo perfeccionaste? Porque es difícil.

P: Yo quería hacerlo hace tiempo. Quería escribir hace mucho tiempo que tenía ganas de escribir una novela desde la voz femenina por una cosa de desafío profesional. Y lo primero que se me ocurrió fue un personaje infantil, que era la hija de Pedro Urdemales. Y yo el año 2011 propuse a una editora argentina, que era la editora de la Editorial Norma, una serie de novelas juveniles que se llamaba Máxima Urdemales. Y la respuesta que tuve de esa editorial y de esos editores de Norma fue “Esto nos encanta, es fascinante esta historia, pero ni las niñas leen historias de heroínas mujeres. Así que cámbiale el sexo y preséntalo como una serie de Harry Potter latinoamericano.” Y yo hice eso. Y Máxima Urdemales se convirtió en Max Urdemales, que es un personaje que ya tiene dos novelas, y una tercera más, pero quedé como “¡Qué raro esto!” Creo que si eso hubiera pasado el año pasado, ni cagando, perdón, me dicen que le cambie el sexo a un personaje. Y cuando, ehh, estaba la posibilidad de la con de, cuando este personaje de Princess Valiant que es un personaje que yo creé hace mucho tiempo, lo cree como el año 2001, para la novela, para la versión original de Logia y cuando yo tenía listo el primer manuscrito de Logia aparece la novela de Stieg Larsson, ehh.. la Millennium,  la trilogía Millenium. Y yo como que me espanté porque encontré que el personaje de Princess se parecía demasiado a  Lisbeth Salander y la borré, y la maté. La maté, la saqué del libro y la reemplacé por un hombre, por un y, y convertí a la pareja protagónica en una especie de Batman y Robin, pero nunca funcionó. Entonces, como que Princess la tuve que traer de vuelta porque el personaje tenía vida propia. Y fue lo mejor haberla traído de vuelta porque se convirtió en el personaje más popular de “Logia” y luego se convirtió en el personaje más popular de Andinia y todo el mundo quería saber quién era este personaje tan misterioso y por qué se vestía así y por que comía lo que comía y por qué era tan rara. Y claro dije ya, voy a contar su historia y la voy a contar en primera persona. Y ahí fue, y en el fondo fue como una, una suerte de venganza literaria a otra editora que me dijo que ni las mujeres leían heroínas mujeres. Es un personaje que es muy muy complejo, y eso es lo que a mí más me interesa, que el personaje fuera complejo, más allá de que fuera hombre o…

K: No la haces precisamente una mujer linda.

P: No. Pero es una mujer una mujer muy, es una mujer atractiva, que se sabe atractiva, pero se asume como un sujeto, no como un objeto.

K: Se asume también.. Pero tu la describes con los dientes amarillos…

P: Sí, pero es guapa,  pero es linda. Es linda pero sin una sin una sin una belleza clásica.

K: ¿Se transforma? ¿Tiene una progresión ella como personaje?

P: Ella en la novela se encuentra con lo que más busca. Con lo que siempre ha estado buscando, lo encuentra. Encuentra una respuesta y se reconcilia consigo misma. Yo creo que ese es, por eso a mí el final me gusta tanto. Y por eso, y me ha gustado que a muchos lectores y lectoras me han escrito diciendo que con el final lloraron.

K: Bueno es una… Dos cosas grandes se pueden decir: Que lloraron o que rieron mucho.

P: Sí… sí.

K: Justo tu me dijiste hace poco, cuando estábamos conversando, de que eres un autor comercial entre comillas, o sea te has tildado de tal. ¿Qué opinas tú de eso?

P: Encuentro que es un privilegio vender y ser leído. Pero en el mundo literario, yo que fui editor, se que hay tendencias, hay modas, y hay y a veces de la literatura comercial pasamos a la literatura intimista y todo el mundo se olvida de la literatura comercial, y después nuevamente vuelve la literatura comercial. Por lo tanto, yo lo veo como un período. Un período en que me ha tocado, ehh, jugar con ehh, meter goles. Pero esto puede pasar. Y yo lo… y… te aseguro, va a pasar. Y va a ponerse de moda nuevamente la novela intimista, o la novela de ángeles o la novela de, no tengo idea. Para mi es una, insisto, es una fortuna que tengo que aprovechar mientras dure. Y yo lo aprovecho, y lo asumo y me gusta esta cancha. Cuando, el otro día en una entrevista me decían fui a sacar este libro a Colombia hace dos semanas y un periodista me dijo “A ti te han descrito como el Dan Brown chileno, ¿qué te pasa con eso?” Entonces yo le dije, y me pasa lo mismo que cuando a Dan Brown le preguntan si se siente el Francisco Ortega chileno. Entre bromas y chistes, me parece que es bien útil, porque si te presentan como el Dan Brown chileno va a haber una cantidad importante de lectores que te van a buscar.

K: ¿Y alguna vez imaginaste que ibas a tener tanto éxito? Si éxito se entiende como superventas.

-Ehhh, no. Pero no a este nivel, pero yo sabía que a Logia le iba a ir bien. Yo tenía la tincada de que a Logia le iba a ir bien. Porque cuando yo escribí Logia, yo era editor. Y hablaba con los libreros, entonces sabia mas o menos que era el tipo de libro que le gusta al al chileno y que tipo de libro no se estaba haciendo. Y cuando yo termino el manuscrito de Logia lo mando con seudónimo a todas a las editoriales que en ese tiempo eran las más importantes. (28:12?) Y de todas las editoriales recibí respuesta y del tipo queremos publicarlo altiro y esa es nuestra oferta económica y nunca te hacen una oferta económica, y yo dije este libro lo leyeron, y entendieron que aquí había algo, así que le va a ir bien. Yo sabía que le iba a ir bien, pero nunca imaginé que iba a estar dos años entre los tres más vendidos e iba a convertirse en el libro de ficción más vendido después de Adiós al séptimo de línea en la historia de Chile.

K: Y como es… porque tu vienes del sur de Chile, de una ciudad pequeñita…

P: Sí.

K: Ojalá nos cuentes un poco, ¿cómo es esta transición de pasar de algo tan pequeño a algo tan grande? Literalmente, digamos.

P: Es, ehhh… yo creo que a mi lo que me ayuda mucho es venir de un pueblo chico. Porque no me tomo, no me tomo las cosas tan en serio, valoro las pequeñas cosas y valoro las cosas intimas y que son más importantes finalmente que la cantidad de libros que uno venda. Creo que eso me ha hecho ser muy trabajador también. Cuando tu te vienes a estudiar a los diez y siete años de un pueblo chico del sur, tienes que aprender muy temprano el valor del dinero, el valor de la comida, el valor del estudio, el valor de moverte, el valor de arreglártelas solo. Y eso es la mejor escuela que uno puede tener. Y creo que los provincianos que nos venimos a estudiar a Santiago tenemos una ventaja tremenda por sobre el santiaguino. Le puede gustar o no gustar al santiaguino pero somos invasores. Haces una lista de las personas que mejor les va, o exitosos en todas las áreas, el noventa por ciento no son santiaguinos. Porque tuvimos que venirnos y rompernos el lomo, no necesariamente trabajando físicamente pero si en arreglándose en que tu casa estaba fría cuando tenias que estudiar o no tenias plata para la comida. Y era desde muy chicos entonces aprendimos a valernos.

K: Vas a trabajar en una empresa de ficción, ¿Como te ves tu de aquí a diez años más?

P: Yo creo que en lo único que yo voy a seguir de lo que estoy haciendo es la novela gráfica, que es lo que es mi gran amor. Pero en el resto, yo creo El Cáliz secreto va a ser mi último trío histórico. Ahora me voy a meter en, voy a escribir una novela de ciencia ficción, y es muy probable que después escriba una novela realista o una novela neta.. netamente histórica, pero es como planes a largo plazo. Quizás no.

K: ¿Te cansaste o sientes que ya tocaste un techo?

P: Yo creo que quiero explorar otros tipos de géneros. Eso es básicamente.

K: Pancho, tu tuviste un accidente el año pasado del que has hablado bastante. Me gustaría si nos podrías contar cómo te afectó a ti a nivel personal y profesional.

P: El accidente fue en.. yo estaba presentando Mocha Dick en La última escuela del mundo, que es la escuela de Puerto toro que queda a media hora del Cabo de hornos. Y de regreso, el bote de la armada en el que andábamos, pero era un bote grande, así como cubierto, no era un bote… y con motores, era un pequeño barco, nos cruzamos con un tren de olas que le llaman. Y una de esas olas tenía más de nueve metros y el bote casi se, la embarcación casi se da vuelta y era una embarcación que estaba diseñada para trasladar de a diez personas y íbamos catorce dentro, por lo que los que íbamos de pie volamos, y me cayeron tres personas en la pierna derecha y me la quebraron en tres partes. Entonces yo estuve inválido en como tres meses hasta que volví a caminar. Pero en lo profesional lo más fuerte fue que hubo un momento en que yo me planteé que me podría haber muerto. Y eso me hizo empezar a valorar un montón de cosas, tanto en lo personal, dejar de preocuparme por tonterías y valorar lo más importante, la familia, que son las relaciones la gente que realmente importa y la gente que está contigo. Y en lo profesional me pasó que dije si me hubiera muerto no alcanzo ni a… no tengo tiempo de contar todas las historias que quiero contar. Así que eso me hizo tomar decisiones, de cómo, de aquí en adelante voy a… voy a procurar sacar al menos un libro al año para contar todo lo que quiero contar.

K: Pancho y, ¿A qué edad te planteas una carrera profesional como escritor y cuándo tú realmente te sientes un escritor?

P: Yo me planteé, yo quería ser escritor desde muy chico. Desde los ocho años quería contar historias y las contaba; escribía cuentos y los regalaba a mi hermana, ehhh.. ganaba concursos, etc… estudiantiles y todo eso. Y yo estudié periodismo porque quería ser escritor, no porque quería ser periodista. Creo que ahora, durante mucho tiempo pensé que yo iba a tener una carrera periodista e iba a ser escritor de vez en cuando, publicar un libro etcétera… cada cinco años. Pero con el éxito de Logia y con el éxito de Mocha Dick y los premios de Mocha Dick que fueron el dos mil trece y dos mil catorce yo dije yo acá estoy puro tonteando no puedo seguir trabajando de periodista, tengo que independizarme y me independicé y me dediqué a full profesionalmente porque ya tenía cuarenta años y quería empezar a hacer lo que realmente me motiva.

K: Otro tema que tú has hablado bastante es sobre tu identidad nerd.

P: Sí.

K: A veces eso se puede sentir como una postura publicitaria o…

P: Es una postura publicitaria. Eso es. Me gusta jugar con la idea de nerd porque en rigor yo no soy tan nerd. A mi no me… De partida no soy bueno para las matemáticas y no soy bueno para la ciencia por lo tanto no puedo ser nerd pero me interesan temas nerd pero no soy nerd así de… de… no me lo tomo tan enserio. Y… Ya tengo cuarenta y cinco años, creo que llega un momento en que el nerdismo… uno tiene que madurar. Por mucho que te siga gustando Star Wars. Pero claro, es una postura publicitaria y que la he aprovechando así como también he aprovechado lo de Dan Brown chileno.

Preguntas en profundidad a Francisco Pancho Ortega

K: Para terminar, ¿habría algo que te gustaría contar o reflexionar?

P: Me ha gustado mucho esta… esta entrevista. Esta… esta dinámica ehh… y lo honesto que uno hacer preguntas… ehh… en… el juego de preguntas rápidas. Por mucho que uno diga después “ay debería haber contestado otra cosa,” si contestaste lo primero que se te vino a la cabeza es que fuiste realmente honesto, eh… Te felicito por esta iniciativa y por este proyecto y nada… Invitar a los lectores a, y a los que te escuchan a que lean o busquen El Cáliz secreto o cualquiera otra de mis libros y nada, ehh… Les quiero recomendar que, les quiero recordar, como lo digo en las páginas de Mocha Dick, que la ballena blanca es chilena y que el… Mi fin último en la vida es lograr reemplazar o al cóndor o al huemul por la ballena blanca en el escudo de Chile. Jaja.

K: Pancho, ¿Dónde te pueden encontrar tus lectores? ¿Cómo es fácil comunicarse contigo?

P: Efeortega deletreado así e-f-e-ortega en todas las redes sociales; en Twitter, en Instagram, en Facebook, en como se llama… Spotify. Estoy ahí, y contesto y respondo y me pueden seguir y todo lo que quieran.

K: Pancho, un millón de gracias por haber conversado con nosotros hoy día en el podcast Celular: Un llamado a la creatividad. Ha sido súper interesante conocerte, y te deseo mucho éxito. Es muy lindo lo que estás haciendo.

P: Muchas gracias.

 K: Generando valor y generando lectores donde antes nadie podía pensar que podía existir un autor así. Es un orgullo tener un escritor así en Chile.

 P: Muchas gracias. Sabes lo… ¡Ah! Una sola cosa, em… Otra de las cosas que me siento orgulloso es todo lo que hago en colegios. Yo… es lo que mas me… de hecho me gusta más que presentar libros son las giras con las actividades de en tránsito o diálogo de movimiento donde vamos a colegios donde no va nadie a hablar de libros. Y encuentro que eso es más importante que entrar en un ranking de más leídos. Así que…

 K: Y eso es un… Si nos puedes contar, qué significa, cómo se organiza y donde…

 P: Lo… Lo organiza el Consejo de cultura y el Ministerio de cultura e invita a varios autores a participar de estas actividades y algunos dicen que si y otros dicen que no. Yo le digo que si porque encuentro que es muy importante ehh… demostrar que los libros están vivos. Y, ¿a quién se le puede demostrar que los libros están vivos? A los más chicos, a los niños.

 K: Espero poder entrevistarte de nuevo cuando saques el próximo libro.

 P: La espero. Un abrazo.

 K: Bien grande. Gracias. Cuídate.

P: Ya, chao chao.

K: Chao chao.

Sonido de celular Música

K: Finalizamos una nueva entrevista. Yo no sé si ustedes disfrutan tanto como yo esta experiencia, en esta preparación y en el encuentro. Porque realmente me hace comprender aún más lo que significa un proceso creativo. Entregarse de verdad a escribir es un trabajo muy intenso. A veces siento que soy solo yo, ¿o no? Pero hay muchos que opinan lo mismo. No podemos estar equivocados. Me encantó conocer la visión de Pancho Ortega. Su sinceridad. Su visión. Realmente, es un aporte. Espero que me sigas escuchando, que compartas este podcast, que te suscribas, que me sigas en redes y también el blog que aparece todos los jueves. Porque sin ti, esto no sería un sueño hecho realidad. Te espero en un par de semanas con un nuevo episodio de Celular: Un llamado a la creatividad.

-Música

-Han oído Celular, un llamado que no termina. El pulso de la creación. Estén atentos a la llamada. Recuerden seguirnos y escucharnos en Spotify, Itunes, Ebox y por supuesto, en karencodner.com. El diseño de sonido y las post-producción estuvo a cargo de prodcast.cl. Hasta pronto.

Libros recomendados:

Moby Dick, 1936 a 1939 de Carlos Giménez, Mafalda, David Copperfield, LA trilogía de la Ciudad Blanca (Eva García), Pacha Pulai, cualquier libro de Themo Lobos, Mampato.

Escritores recomendados:

Mariana Enríquez, Elena Aldúnate, Ursula K. Le Guin, Stephen King, Neil Gaiman, China Miéville.

¿Te gusto la entrevista? Cuéntame aquí abajo